Vinçon presenta un ERE para sus 48 trabajadores

La compañía iniciará mañana la negociación con el comité de empresa

Las estanterías de la tienda estaban ayer llenas de bolsas con diferentes diseños de Vinçon.
Las estanterías de la tienda estaban ayer llenas de bolsas con diferentes diseños de Vinçon.Consuelo Bautista

Galerías Vinçon, la emblemática tienda del paseo de Gràcia de Barcelona dedicada a la venta de artículos de regalo y del hogar, ha presentado un expediente de regulación de empleo (ERE) para despedir a los 48 trabajadores de su plantilla. Mañana se abrirán las negociaciones con un encuentro inicial con el comité de empresa. La compañía tiene previsto emitir un comunicado para explicar el contexto que se abre ahora, avanzado por La Vanguardia.

Ferran Amat, miembro de la familia propietaria, se ha negado a concretar con qué objetivo se ha presentado la regulación de empleo y a concretar el número de afectados por el expediente. Tan solo ha señalado que los propietarios tomarán una decisión "en función de lo que suceda en la negociación del ERE". Una miembro del comité de empresa ha indicado que a partir de mañana sabrán cuáles son esas intenciones. Hace semanas que la familia Amat comunicó que a causa de la caída de las ventas que sufre el comercio se están analizando todas las posibilidades: desde una reducción del comercio, hasta el traslado o un cierre total.

Una visita al establecimiento permite comprobar que las existencias se mantienen a la mínima expresión en las estanterías y lo único que mantiene la esencia histórica de Vinçon son sus escaparates del paseo de Gràcia, realizados por Antonio Iglesias.

Vinçon abrió sus puertas en 1941 en el número 96 del céntrico paseo de Gràcia, pero las pérdidas que arrastra la compañía en los últimos años, fruto principalmente de la caída del consumo interno, han llevado a sus propietarios, la familia Amat, a plantear esta drástica medida.

No obstante, según publica hoy La Vanguardia, la compañía iniciará hoy la negociación con el comité de empresa y no descarta reducir la afectación del ERE o buscar otras soluciones, como la reducción del espacio comercial o el traslado del negocio a otra zona de la ciudad. A finales de abril, un grupo de trabajadores de Vinçon instó el concurso necesario de la firma en los juzgados de Barcelona, aunque la demanda no prosperó.

A la caída de las ventas sufrida por Vinçon se suma otro elemento, las ofertas que tiene la familia para ceder el espacio que ocupa en Paseo de Gràcia número 96, que es de su propiedad. Los grandes operadores del comercio minorista hace tiempo que le hacen ofertas para quedarse con ese establecimiento, que tiene una superficie de cerca de 3.000 metros cuadrados.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Sobre la firma

Dani Cordero

Dani Cordero es redactor de economía en EL PAÍS, responsable del área de industria y automoción. Licenciado en Periodismo por la Universitat Ramon Llull, ha trabajado para distintos medios de comunicación como Expansión, El Mundo y Ara, entre otros, siempre desde Barcelona.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS