Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salud inicia una investigación sobre la actividad de Barnaclínic

El Parlament exigió al Departamento que indagase sobre la relación entre el hospital Clínic, que es público, y su brazo privado

El Departamento de Salud ha comenzado a investigar la relación entre el hospital Clínic, que es de titularidad pública, y su brazo privado, Barnaclínic, para ver si existe, tal y como denuncian partidos políticos y entidades sociales, un traspaso de pacientes del centro público a la clínica. Según la moción parlamentaria que instó a Salud a abrir esta investigación, podrían existir "irregularidades" en la asistencia que prestan ambos centros, ya que Barnaclínic utiliza trabajadores y una planta del Clínic para llevar a cabo su actividad.

Todos los grupos políticos, excepto CiU, pidieron "inspeccionar" esa área del centro público donde la clínica privada atiende a sus pacientes y exigieron revisar "la utilización de todos los recursos para hacer las pruebas pertinentes para intervenciones para Barnaclínic y el sistema retributivo de los profesionales contratados por las dos entidades". La comisión de Salud del Parlament también apremió a Salud para que estudie "las incompatibilidades a las que pueden incurrir en cuento a horarios y jornada laboral" los trabajadores que ejercen en ambos centros. Según una respuesta parlamentaria del consejero de Salud, Boi Ruiz, a la diputada Pérez, unos 561 sanitarios del hospital Clínic de Barcelona también atendieron pacientes en Barnaclínic en 2013.

Aunque la moción contemplaba frenar la actividad privada que realiza Barnaclínic "utilizando recursos materiales y personales" del Clínic mientras no termina la inspección del Departamento de Salud, el director general del hospital público, Josep María Piqué, informó a sus trabajadores a través de una circular interna a la que ha tenido acceso EL PAÍS que "el Departamento de Salud no ha ordenado el cese de la actividad, sino que ha abierto un expediente informativo para analizar esta actividad y decidir si era necesaria alguna actuación". Piqué también explicó que el Clínic hará "reuniones con todos los profesionales del hospital"  para exponer "con más detalle" los motivos de la creación de Barnaclínic y sus principios básicos y éticos.

Las sospechas que fundamentaron la necesidad de la auditoría que desde hace unos días están llevando a cabo los inspectores del Departamento de Salud se unen a la demanda que impuso hace unos meses la patronal de las clínicas privadas, ACES, contra Barnaclínic por una supuesta infracción civil de "competencia desleal".