Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
Operación Enredadera

Torrijos deja IU tras ser imputado en el caso de los sobornos de Fitonovo

La juez Mercedes Alaya también acusa al exconcejal Manuel Gómez Lobo

Antonio Rodrigo Torrijos.
Antonio Rodrigo Torrijos.

El ex primer teniente de alcalde de Sevilla Antonio Rodrigo Torrijos ha abandonado Izquierda Unida tras resultar imputado en el caso de los sobornos de la empresa Fitonovo que instruye la juez Mercedes Alaya. Rodrigo Torrijos ha acudido a la Guardia Civil que investiga la red de mordidas en diferentes Administraciones públicas, pero se acogió a su derecho a no declarar por desconocer los hechos que los investigadores le achacan.

En paralelo, la juez ha decretado su imputación y Torrijos comparecerá el próximo lunes en su juzgado, según avanzó Diario de Sevilla. Mientras, el portavoz de IU y edil en el Ayuntamiento de Sevilla José Manuel García, también acudió ayer a declarar como acusado ante la Guardia Civil, aunque optó por responder a los agentes a diferencia de Torrijos.

La salida del histórico dirigente de la coalición de izquierdas se produjo tras la sugerencia para que tirara la toalla del líder de IU en Andalucía, Antonio Maíllo. Rodrigo Torrijos entendió el mensaje y a mediodía remitió a los medios de comunicación una escueta nota de prensa en la que aclara que se da de baja para “no perjudicar” a su organización en “el recorrido judicial” que tiene pendiente, tras lo cual solicitará de nuevo su alta como militante si resulta absuelto de todas las acusaciones.

El anterior número dos del Consistorio sevillano afronta un calvario judicial, ya que acumula tres imputaciones: en el caso derivado de la Operación Enredadera sobre sobornos a funcionarios y altos cargos de la Administración; en el caso Mercasevilla por el que la Fiscalía Anticorrupción le pide dos años de prisión; y en el caso Fundación de Sevilla por su cargo como delegado de relaciones institucionales.

Torrijos declinó ayer hacer declaraciones tras abandonar el cuartel de la Guardia Civil en la avenida de Eritaña, escudándose en el secreto de sumario. El portavoz actual, José Manuel García, sí que contestó a los agentes, aunque sus respuestas no trascendieron por la reserva de las pesquisas. Entre los imputados por la Operación Enredadera destaca el cargo de IU Antonio Miguel Ruiz, anterior técnico del área de Infraestructuras para la Sostenibilidad en el Ayuntamiento, y al que Fitonovo supuestamente pagó 155.000 euros, según la imputación de la juez Alaya, informan fuentes del caso. Tras ser detenido y declarar, Ruiz salió en libertad con cargos.

Junto a Rodrigo Torrijos y García, ayer acudió ante la Guardia Civil el exconcejal de Vía Pública y expresidente de la Federación Provincial de Asociaciones de Vecinos Unidad, Manuel Gómez Lobo (PSOE), que se acogió a su derecho a no declarar al igual que el ex primer teniente de alcalde.

En la Operación Madeja la juez acusa a Fitonovo de sostener una red de sobornos por todo el país, según los indicios recabados por la Guardia Civil. Las mordidas afectan a políticos, altos cargos y funcionarios de Administraciones como el Ministerio de Fomento (a través de su empresa pública Adif), el Ayuntamiento de Sevilla, el Ayuntamiento de La Carolina (Jaén), la Junta de Andalucía, y la Junta de Extremadura. La Operación Enredadera se saldó con 32 detenidos, de los que tres están en prisión.