Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Inspección ratifica que Sanidad hizo 528 contratos fraudulentos

La consejería contrató a sanitarios lunes y los despidió viernes desde 2009 a 2013

El Sindicato de Médicos de Asistencia Pública (Simap) ha asegurado que la Inspección Provincial de Trabajo, a través de un acta de liquidación, "ha puesto de manifiesto la falta de alta y consiguiente cotización en 528 casos, en los que se realizaron, en el periodo comprendido entre mayo de 2009, hasta agosto de 2013, contrataciones temporales fraudulentas" de personal estatutario temporal contratado por Sanidad en el hospital Doctor Peset de Valencia. La Inspección de Trabajo exige ahora la regularización de las cuotas a la Seguridad Social no satisfechas por la consejería.

La organización sindical, en un comunicado, explicó este lunes que "el fraude se fundamenta en la contratación de médicos de atención primaria que trabajan con contratos de cinco días, de lunes a viernes". Así, "cuando llega el viernes y cierran la puerta de la consulta saben que, una semana más, el principio de su libranza es el inicio de su despido" y "la cadencia de los hechos es siempre la misma, aunque el lunes sucede a la inversa: acaba su tiempo libre y se le vuelve a contratar. Así, semana tras semana, año tras año".

En este sentido, ha apuntado que tras la denuncia formulada ante la inspección de trabajo por el Simap en fecha 1 de marzo de 2013 y cuya resolución ha culminado con un acta de liquidación de cuotas a la Seguridad Social, "se ha podido saber que la práctica de contratación irregular no sólo ha afectado a facultativos, sino a todas las categorías profesionales de personal estatutario: personal de enfermería, auxiliares de enfermería, personal administrativo, celadores, etc.".

El Simap pide que, con el fin de evitar perjuicios adicionales a los trabajadores afectados, en relación al cobro de los salarios no satisfechos, "debería ser la propia Consejería de Sanidad, la que de oficio, procediera a abonar estas retribuciones y ello, con el fin de evitar que los trabajadores afectados tengan que reclamar individualmente los salarios dejados de percibir".

Por otro lado, según consta en el acta de liquidación de la Inspección de Trabajo aunque la Dirección de Personal de la Consejería reconoció la improcedencia de las bajas, "no ha procedido a la regularización de dicha situación".

Además, ha denunciado que ha tenido conocimiento a través de sus afiliados de que "estas prácticas de contratación irregular pueden estar llevándose a cabo en otros departamentos de Salud de la Comunidad Valenciana", por lo que "el fraude sería de mayor dimensión y posiblemente generalizado en la mayoría de los departamentos de salud". El sindicato ha apuntado que está recabando la información necesaria para, llegado el caso, formalizar las denuncias que correspondan con el fin de terminar con estas prácticas".

La organización sindical, "ante la gravedad de los hechos que vulneran los derechos más elementales de los trabajadores, el consejero debería asumir su responsabilidad y dar explicaciones sobre cómo se ha permitido esta contratación fraudulenta reiterada".

Por su parte, la Consejería de Sanidad ha explicado que en 2013, a raíz de una denuncia y de la Inspección de Trabajo, la Generalitat conoció que se estaban efectuando este tipo de contrataciones en el departamento del Doctor Peset, principalmente en el caso de contrataciones cortas (sustituciones).

"Desde el momento en que tuvo conocimiento, la Conselleria solicitó al Departamento que abandonara dicha práctica y procedió a liquidar las cuotas a la Seguridad Social correspondientes a los días que no se habían cotizado y las retribuciones a los trabajadores afectados", ha asegurado.

De la misma manera, ha afirmado que, actualmente, no tienen "constancia de que se esté llevando a cabo esta práctica incorrecta en ningún Departamento de Salud".

Más información