Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Feijóo veta investigar los cursos falsos mientras lanza un plan anticorrupción

La oposición tampoco logra que el presidente aclare su relación con “el abrepuertas” de la trama “que duerme en Monte Pío”

Ni el presidente Feijóo comparecerá en el Parlamento en una sesión específica para aclarar su relación con el presunto conseguidor de la trama de cursos de formación falsos, ni el PP permitirá que una comisión de investigación analice en la Cámara los fallos del sistema y proponga mejoras. La doble negativa de los populares se produjo ayer, un día después de que ellos mismos presentasen en el Parlamento la batería de 35 propuestas contra la corrupción que Feijóo ofreció hace una semana a los socialistas y que estos rechazan negociar hasta que el presidente dé explicaciones.

 Entre las medidas contra la corrupción que el Gobierno gallego plantea que se debatan en la Cámara figuran varias que apuestan por mejorar la transparencia de la Xunta y potenciar las competencias y los debates del Parlamento. Sin embargo, ayer el PP tumbó las sucesivas solicitudes de explicaciones sobre la trama de cursos falsos planteadas por PSdeG, AGE y BNG con los argumentos de que a Feijóo se le preguntará hoy en la sesión de control al Gobierno —el presidente responde durante 18 minutos, pero hace dos semanas dejó pasar ese tiempo sin dar explicaciones— y que no es conveniente abrir una “causa general” contra la formación porque es “clave para salir de la crisis” y “ya hay una investigación judicial abierta”.

Nada más comenzar la sesión plenaria fue el PSdeG el que intentó introducir de urgencia en el orden del día una comparecencia extraordinaria de Feijóo, pero la mayoría absoluta del PP, con el voto del propio presidente, lo impidió. Luego, con Feijóo ya ausente, tumbó también la petición de AGE y BNG de abrir una investigación parlamentaria sobre la cuestión. Los diputados Juan Manuel Fajardo (AGE) y Francisco Jorquera (BNG) coincidieron en la necesidad de que Feijóo explique su relación con el empresario Pachi Lucas, un amigo del presidente que, según la policía, estaba a sueldo de la trama investigada en la Operación Zeta supuestamente encabezada por Gerardo Crespo, destacado militante del PP.

“Hay conseguidores que duermen en Monte Pío y hay presidentes que duermen en yates de narcotraficantes”, dijo Fajardo, refiriéndose a unas declaraciones de Crespo en las que aseguró que Lucas pernoctaba a menudo en la residencia oficial del presidente y también a la amistad que en los años noventa mantuvo Feijóo con el contrabandista Marcial Dorado. El diputado de AGE criticó que “el PP está en el centro de todas las tramas, ha convertido la corrupción en una forma de gobierno”, y aseguró, sin ofrecer más datos, que “esa trama va a saltar a la Consellería de Medio Rural”. También Jorquera pidió explicaciones al presidente por “el abrepuertas [término usado por el propio Crespo para describir la función de Lucas en su empresa] que parece que duerme en Monte Pío”. El nacionalista apeló a “investigar también en el plano político para depurar responsabilidades”, ya que “fallaron los mecanismos de control y eso “ya es motivo suficiente” para una comisión parlamentaria. La socialista Marisol Soneira mostró su apoyo a AGE y BNG y también criticó las amistades de Feijóo recordando que “aún no dio explicaciones” sobre sus viajes con Dorado. “Piensan que tapando la porquería eso no va a soltar olor”, afirmó Soneira.

Con Feijóo ausente, nada explicó el portavoz popular, Miguel Tellado, sobre la relación personal del presidente con el supuesto conseguidor. Se centró en argumentar que la comisión parlamentaria “no procede porque ya hay una investigación judicial en marcha” y porque no se debe “politizar” y “desprestigiar” los cursos de formación, dijo, con “un juicio sumarísimo” o “una causa general”. También recordó el portavoz del PP que la Xunta bipartita “bloqueó siete peticiones de comisión de investigación” y destacó que en el sumario de la Operación Zeta aparecen correos electrónicos en los que Crespo pedía al entonces conselleiro de Traballo, el socialista Ricardo Varela, que agilizase sus ayudas para cursos. Pese a ello, Tellado insistió en que no es necesaria una investigación política.

La negativa de Feijóo y el PP a aclarar esta trama llevó a que ayer al presidente lo apremiase a hablar sobre corrupción en un pleno parlamentario monográfico incluso el alcalde de Lugo, el socialista José López Orozco, imputado en el caso Pokémon de corrupción municipal. “Espero que cuando comparezca no haga lo que suele hacer, señalar a otros con el dedo, y sea incapaz de mirar para si mismo y su alrededor”, llegó a decir Orozco.

Más información