Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Puig defiende la presunción de inocencia del alcalde de Torredembarra

CiU evita pedir la dimisión de Daniel Masagué, encarcelado por presunta corrupción

El consejero de Empresa de la Generalitat, Felip Puig, defendió ayer la presunción de inocencia del alcalde de Torredembarra, (Tarragonès) el convergente Daniel Masagué, encarcelado desde el viernes acusado de corrupción. “Cuando hayamos podido hablar con el alcalde y conozcamos por qué está en estos momentos aún retenido podremos saber exactamente de qué se le acusa”, afirmó Puig durante una entrevista en el canal 3/24. “Parece que son irregularidades administrativas. Quiero defender la independencia de la justicia y esperar que todo esto se resuelva lo más rápido posible”, añadió Puig.

El dirigente de Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) también aseguró que mantiene una amistad con el alcalde de Torredembarra: Masagué es “buen amigo mío, lo conozco desde hace muchos años”, alegó el consejero de Empresa de la Generalitat.

El juzgado de Instrucción 1 de El Vendrell (Baix Penedès) decretó prisión provisional sin fianza para Masagué, acusado de delitos contra la administración pública, según informó el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC).

“Si hay alguien que no hace su trabajo con corrección a la ley y por tanto de alguna manera pierde el norte deberá pagarlo con todas las consecuencias”, avanzó Puig. El edil fue arrestado el jueves por la Guardia Civil junto a a un empresario, Blas Niubò, y otros seis concejales del gobierno local, que está formado por CiU, PP y los independientes GIT. Estos siete implicados se encuentran en libertad con cargos. Uno de los imputados, Ignasi Duran (GIT), tercer teniente de alcalde, fue designado el viernes alcalde accidental.

Los agentes investigan un cúmulo de posibles ilegalidades, como la supuesta concesión de contratos, concursos y alquileres irregulares. La oposición, en especial el PSC y ERC, además de particulares, habían presentado más de una veintena de denuncias ante la justicia durante este mandato clamando contra la gestión de Masagué. Uno de ellos, extrabajador de una panadería del alcalde, tiene previsto dar una conferencia de prensa este lunes.

La Guardia Civil registró durante 14 horas el Consistorio, así como dos domicilios y la panadería de Masagué, además de la sede de la constructora Teyco en Barcelona. Esta empresa, propiedad de la familia Sumarroca, ha ejecutado obras públicas en Torredembarra y presuntamente podría haber mantenido a la vez relaciones con una sociedad vinculada al alcalde, según fuentes cercanas al caso.

El número de delitos imputados a los ocho implicados es mayor o menor según el supuesto grado de proximidad de cada uno con la trama. Entre ellos figura prevaricación, malversación, vinculación con organización criminal, blanqueo, tráfico de influencias, cohecho, alteración de concursos públicos además de falsificación de documentos, indicaron las mismas fuentes.

En este contexto, el futuro del gobierno local es incierto. La oposición de Torredembarra, PSC, ERC y Alternativa Baix Gaià (ABG), piden la dimisión del alcalde y de los ediles implicados. Sin embargo, Puig evitó posicionarse y alegó que la federación nacionalista esperará conocer los detalles del caso antes de decidir si piden al alcalde que deje su cargo. “Cuando conozcamos desde el partido de qué se le acusa y cuál es su explicación tomaremos las decisiones que debamos”, zanjó Puig.

 

Más información