Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El diputado de CiU Xavier Crespo, a un paso del banquillo por soborno

El TSJC ve indicios de delito y da por cerrada la investigación del ‘caso Clotilde’

El Tribunal Superior de Justicia de Cataluña ha concluido que existen suficientes indicios de que el diputado de CiU en el Parlament y exalcalde de Lloret de Mar (Girona), Xavier Crespo, cometió los delitos de cohecho y prevaricación en favor de un empresario ruso. En un auto en el que da por concluida la investigación el caso Clotilde, la magistrada Maria Eugènia Alegret da traslado a la Fiscalía para que solicite la pena de prisión para Crespo que considere oportuna. El diputado nacionalista se sitúa así a un solo paso de sentarse en el banquillo de los acusados.

La juez considera que el empresario ruso imputado Andrei Petrov pagó, en febrero de 2008, un viaje a Crespo, su esposa y el hijo menor e ambos a Rusia. Los billetes costaron 3.235 euros y el viaje incluyó la estancia en un hotel “de alta categoría” de Moscú —el precio no consta— y un vuelo en helicóptero. Petrov también regaló a Crespo, por su cumpleaños, un reloj de 2.200 euros, supuestamente también a cambio de que el alcalde le favoreciera en el proyecto urbanístico para construir un centro comercial en la antigua plaza de toros de Lloret.

Como compensación al municipio por favorecerlo en el proyecto, el entonces alcalde presuntamente “indicó” que la empresa de Petrov —Development Diagnostic Company— patrocinase a los clubes de hockey y de fútbol de Lloret. Crespo había sido presidente del equipo de hockey y su mujer, Guadalupe Oliva, era vicepresidenta. A través de la arquitecta Pilar Gimeno, Crespo indicó a Petrov que debía abonar 90.000 euros en patrocinio por cuatro temporadas para los dos clubes. “Los cheques, introducidos en un sobre, eran recogidos, por indicación del señor Crespo” en las oficinas de DDC por el presidente del club de hockey, Joan Perarnau, también imputado.

La magistrada, sin embargo, considera que “no consta” que Crespo, ni miembros directos de su familia ni el entonces concejal de urbanismo de Lloret, Josep Valls, “hayan tenido dinero en Andorra”, tras una comisión rogatoria pedida por la Fiscalía.