Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Quiroga: “Euskadi no es ni va a ser un problema para España”

Alonso denuncia que los nacionalistas vascos y catalanes "niegan el espacio" a los que no lo son

Alfonso Alonso, Joseba Elejalde, Aratza Quiroga y Santiago Abascal, de izquierda a derecha
Alfonso Alonso, Joseba Elejalde, Aratza Quiroga y Santiago Abascal, de izquierda a derecha EFE

La presidenta del PP vasco, Arantza Quiroga, ha asegurado que Euskadi "no es ni va a ser un problema para España" porque forma parte de ella, por lo que ha defendido la necesidad de evitar los proyectos de "ruptura" y de construir una sociedad "libre de intolerantes". Por su parte, el líder del PP de Alava, Alfonso Alonso, ha denunciado que los nacionalistas de Euskadi y Cataluña "niegan el espacio" a los que no lo son. Quiroga, junto con el presidente de los 'populares' alaveses, Alfonso Alonso, ha clausurado el '6º Congreso Comarcal' del PP de Ayala, en el que Joseba Elejalde ha sido designado sustituto de Santiago Abascal, que ha ocupado el cargo de presidente del PP en esta comarca durante 33 años.

En la cita ha estado presente también el hijo de éste y actual miembro de Vox. Durante su intervención, Quiroga ha ensalzado la trayectoria de Abascal --que pese a su relevo al frente de los 'populares' de Ayala seguirá en el partido-- así como su "resistencia cívica" y la de toda su familia frente al acoso que, en forma de amenazas y atentados, han sufrido durante años por parte del entorno de ETA. En ese sentido, en una aparente alusión a las críticas de UPyD y Vox --partido en el que se ha integrado el hijo de Santiago Abascal tras abandonar el PP-- ha destacado que el PP vasco ha dado "un ejemplo" de "coraje", pese a que "ahora algunos quieran convertir ese coraje cívico en otra cosa". La líder del PP de Euskadi ha destacado que las instituciones y la sociedad vasca deben trazar "una línea clara entre las víctimas y sus agresores". Según ha dicho, los damnificados por el terrorismo deben ser "el punto de partida de la construcción democrática porque ésta sólo puede madurar y crecer desde la verdad".

Tras el problema catalán ahora llega la euskal patata"

Quiroga también se ha referido al debate soberanista de Cataluña y Euskadi, y ha respondido a las afirmaciones del lehendakari, Iñigo Urkullu, y del portavoz del PNV en el Congreso de los Diputados, Aitor Esteban, respecto a la situación generada con el rechazo de las Cortes Generales a la propuesta de ceder a Cataluña la potestad para celebrar una consulta soberanista. Urkullu afirmó que, tras esta decisión, España "tiene dos problemas", uno con Euskadi y otro con Cataluña. Esteban, por su parte, manifestó que tras la 'patata caliente' del proceso catalán, ahora llegará la "euskal-patata", en referencia al inicio de los trabajos de la ponencia del Parlamento vasco que debatirá sobre la actualización del estatus político de la comunidad autónoma. "A diferencia de los que pretenden seguir haciendo un problema de Euskadi, los vascos ni somos un problema ni somos una patata", ha asegurado Quiroga.

En esta línea, ha destacado que "somos España y no somos ni vamos a ser un problema para España". La líder del PP de Euskadi ha rechazado los proyectos de "ruptura" y ha defendido la conveniencia de construir una sociedad "libre de intolerantes" de la mano del resto del Estado. Quiroga ha subrayado la importancia de que el PP obtenga unos buenos resultados en las próximas elecciones europeas para poder defender estas ideas desde una posición de fortaleza, y ha asegurado que "la mayoría de los vascos asume que no nos podemos quedar solos en el mundo". "INTOLERANCIA" Alonso, por su parte, ha manifestado que en Cataluña, como ha ocurrido en Euskadi durante mucho tiempo, "empieza a ser muy difícil" hacer política, porque "empieza a haber mucha intolerancia". "El nacionalismo, cuando se radicaliza, y siempre tiende a ello, trata de dividir a la sociedad en buenos y malos, en vascos y catalanes buenos y malos", ha añadido.

El portavoz del PP en el Congreso ha asegurado que a los no nacionalistas "se les niega el derecho a estar en el espacio público" y viven "dominados" por los nacionalistas vascos y catalanes. Pese a reconocer que Cataluña no ha sufrido "el azote terrorista" que ha vivido Euskadi, ha señalado que en esa autonomía también es necesario "luchar por la libertad". Alonso ha comparado el proceso soberanista catalán con el 'Plan Ibarretxe', rechazado por el Congreso en 2005. En referencia a esta última iniciativa, que consistía en una propuesta de nuevo estatus para Euskadi, ha destacado que, entre otras razones, no prosperó gracias a que la Diputación alavesa estaba gobernada por el PP.

Por ese motivo, ha asegurado que la consecución de unos buenos resultados electorales es la mejor garantía para la defensa de la "integridad de España". "Nos quieren meter en un nuevo desafío, en una nueva bronca. Tenemos que ser fuertes porque esa es la mejor garantía para que no haya nuevos planes Ibarretxe ni cosas raras", ha insistido. Por otra parte, ha afirmado que "los que dan cobijo y amparan el terrorismo debe estar siempre a raya", pero ha matizado que esto debe hacerse "desde una política serie de firmeza y desde la razón".