Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PP ofrece a Sánchez-Camacho ir en las listas al Parlamento Europeo

El partido aspira a ganar puntos en Cataluña con el relevo tras la caída que auguran las encuestas

La presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho este jueves en el Parlament.
La presidenta del PPC, Alicia Sánchez-Camacho este jueves en el Parlament. EFE

La dirección del Partido Popular ha ofrecido a Alicia Sánchez-Camacho integrarse en la candidatura del PP al Parlamento Europeo cuyo cabeza de lista Mariano Rajoy se resiste a revelar. La senadora está meditando seriamente la oferta y fuentes de la formación aseguran que existe “un 99 %” de posibilidades de que la acabe aceptando. La hipótesis de que la senadora pueda abandonar la política catalana para ir a Bruselas se ha barajado en las últimas semanas pero se ha reforzado después de su asistencia en Dublín a la cumbre del Partido Popular Europeo.

La cúpula quiere contener la subida de Ciutadans que auguran las encuestas

La dirección nacional del PP aspira con el eventual relevo a que el partido en Cataluña tome aire. Todas las encuestas revelan que los populares están sufriendo una incesante pérdida de apoyos en beneficio de Ciutadans, que ahora se convertiría en la tercera fuerza, por detrás de CiU y Esquerra. Los mismos sondeos también constatan que Camacho no es precisamente una de las políticas mejor valoradas en Cataluña. Su imagen, además, se ha visto seriamente dañada por el caso del espionaje Método 3. Pese a todo, la cúpula popular no pretende castigar a la también diputada autonómica ni quiere imponerle un nuevo destino, aunque sí que sopese la importancia de que haya una voz del PP catalán en Bruselas cuando arrecia el debate soberanista.

Miembros de la dirección aseguran que la decisión está en manos de la senadora y que no se le impondrá el destino

En cualquier caso, el partido valora el trabajo de la senadora, que ha logrado los mejores resultados de la historia del PP en Cataluña, y es ella la que tiene en sus manos la decisión definitiva. Tras aterrizar al frente del partido en 2008 por orden de Rajoy y acabar con las luchas cainitas en el PP catalán, la senadora ha mostrado siempre una lealtad absoluta al presidente del Gobierno, y las mismas fuentes aseguran que esa actitud es recíproca.

Después de los cambios en la dirección del PP de Andalucía y el País Vasco, la posible marcha de Camacho a Bruselas implicaría cerrar la renovación de la dirección del partido en sus comunidades menos afines. Fuentes del partido sostienen que se perfilan dos nombres para sucederla: Dolors Montserrat, vicepresidenta del Congreso, muy bien relacionada con la dirección, y Xavier García-Albiol, alcalde de Badalona, el mejor bastión que el PP tiene en Cataluña. Ninguno de los dos es diputado autonómico y la salida de Camacho dejaría descabezado el partido en el Parlament. A expensas de la decisión de Camacho, no se descarta un congreso extraordinario para formalizar la sucesión antes del verano. Fuentes próximas a Camacho negaron anoche, sin embargo, que la dirección haya hecho, hoy por hoy, oferta alguna a la senadora y afirmaron que todo son meras conjeturas.