Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

700 personas se desplazan a Salt para apoyar a las familias del bloque ocupado

La Sareb, el banco malo, insta el, desalojo de un bloque ocupado y en el que viven 16 familias

Algunos de los desplazados para apoyar a las familias de Salt, ayer instalándose para pasar la noche.
Algunos de los desplazados para apoyar a las familias de Salt, ayer instalándose para pasar la noche.

Unos 700 activistas procedentes de toda España se reunieron ayer en Salt (Gironès) para dar apoyo a las 16 familias, la mayoría extranjeras, que viven en el bloque liberado por la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) y que hoy pueden ser desalojados por el juez a instancia del dueño del inmueble, la Sareb, el banco malo. Los activistas de Salt recibieron a los desplazados con un concierto solidario y decidieron “liberar” el bloque contiguo al ocupado para dar albergue a los activistas de otras partes de España.

Una marea verde ocupa dos edificios, el número 91 y 93 de la calle Doctor Castany. Niños y mayores llegados de Cataluña, la Rioja, Madrid o Palencia colocaron sus sacos y colchones hinchables en el suelo para pasar la noche y se preparaban para el desalojo judicial, previsto para cualquier momento y a partir de las nueve y media de la mañana de hoy.

El pasado mes de agosto, el Juzgado de Instrucción num. 3 de Girona denegó el desalojo solicitado por la Sareb, pero la fiscalía recurrió y la Audiencia le dio luz verde. Si La PAH consigue detener el desalojo, intentará adaptar el segundo bloque para que también sea ocupado por personas, como las 43 que ocupan el denominado Bloque Salt.