Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Generalitat pone a la venta los billetes de su ‘Grossa de Cap d’any’

Economía establece que el 69,6% de la recaudación se reparta en premios

Arranca el reparto de los 100.000 boletos, de cinco euros cada uno

La Generalitat ha empezado a distribuir entre las organizaciones de comerciantes los números de su nueva lotería, la Grossa Cap d’Any, que estrenará el próximo 31 de diciembre. El Diario Oficial de la Generalitat (DOGC) publicó ayer el inicio de la comercialización de los boletos del sorteo, con el que la Administración autonómica quiere competir con el tradicional Gordo de Navidad de Loterías y Apuestas del Estado (LAE), como avanza hoy El Periódico.

El secretario general de la Confederació del Comerç de Catalunya, Miguel Ángel Fraile, ha explicado que se ha iniciado el reparto de los 100.000 boletos, de cinco euros cada uno, entre las seis patronales del sector que participan en la iniciativa. Posteriormente, estas los repartirán entre sus asociados. De esta forma, el Gobierno catalán pretende crear una vasta red formada por los actuales 2.200 puntos de venta de Loteries de Catalunya y otros 20.000 comercios.

Una portavoz del Departamento de Economía ha señalado que los boletos ya se pueden adquirir en algunos comercios, pero que será a partir de octubre que se podrán adquirir en todos los puntos de venda que se han sumado a la campaña, entre ellos supermercados y pequeños comercios. Con algunas asociaciones comerciales todavía se están cerrando acuerdos.

La resolución aprobada por el Departamento de Economía y Conocimiento establece que el 69,6% de la recaudación se destine al reparto de premios, que alcanzará un máximo de 15 millones de euros. El primer premio estará dotado con 100.000 euros por boleto.

Según explicó la Generalitat, el pasado mes de agosto, el resto de la recaudación irá a parar a programas sociales vinculados con la infancia. Si la iniciativa acaba siendo un éxito, el Gobierno catalán se plantea replicar el modelo de la Grossa Cap d’Any a otras fechas señaladas del calendario autonómico: Diada, Sant Jordi y Sant Joan.

De momento no es fácil encontrar un punto de venta donde se venda esta nueva lotería. El estanco número 3 de Granollers ha recibido este mediodía a las 12.15 los 180 boletos de la nueva Grossa. El propietario del establecimiento, Ramon Muntanyà, desconoce qué números le han llegado, pero admite que entre su clientela había dos números preferidos: 2014 y 1714. No podrá saciar sus demandas, porque al menos este año la Generalitat no ha repartido los números según demanda, sino de forma aleatoria.

“No nos han dejado escoger los números”, señala Muntanyà, quien admite cierta expectación por el estreno de la lotería navideña de la Generalitat. Clientes habituales y entidades se habían acercado al establecimiento para reservar números específicos en las últimas semanas.

Lo mismo sucede en el Estanc Serra de Caldes de Montbuí, donde los boletos han llegado también pasado el mediodía. “El hecho de que el reparto de números sea aleatorio ha provocado que la gente preguntara sobre algunos números, pero sin hacer reservas”, señala Irene Jorge, que tras tres cuartos de hora había vendido tres números de la Grossa de Cap d’Any. “No tengo ni idea de qué números he vendido, la verdad”, ha explicado, asegurando, no obstante, que la gente acostumbra a pedir números vinculados a fechas de nacimiento.

El supermercado Evaristo, en el centro de Terrassa, es el que, de momento, ha recibido más boletos para vender. Hace años que vende productos de Loteries de Catalunya y para la Grossa demandó 113 talonarios. Al mediodía aún no los había podido poner a la venta y ni siquiera sabían si los acabarían de colocar hoy o mañana por la mañana.

Más información