Boi Ruiz asegura que no ha cambiado la forma de publicar las listas de espera

El consejero asegura que ahora se publican dos indicadores en lugar de uno El departamento presumió de haber bajado la demora un 15,9% cuando había crecido un mes

El consejero de Salud Boi Ruiz.
El consejero de Salud Boi Ruiz.JOAN SÁNCHEZ

El consejero de Salud de la Generalitat de Cataluña, Boi Ruiz, ha asegurado  este jueves que no se ha producido ningún cambio en la forma de publicar las listas de espera en Cataluña, después de que haya trascendido que el tiempo real de espera de aquellas personas que han pasado por quirófano en alguno de los 14 procedimientos con tiempo mínimo garantizado haya aumentado un 35% durante 2012, desde los 4,57 meses de media hasta los 6,20.

"Lo novedoso en las listas de espera es que por primera vez publicamos los dos indicadores que se utilizan, para que nadie nos diga que hemos cambiado los criterios", ha señalado a los medios de comunicación, antes de participar en la clausura de la presentación del proyecto Essencial, una iniciativa del departamento para reducir la variabilidad clínica y aportar consejos a los profesionales para que eviten prácticas poco eficientes.

Ruiz ha explicado que hasta ahora solo se hacía público el tiempo que espera medio que un ciudadano aguarda hasta que es operado, mientras que ahora el departamento publicará también el tiempo medio que lleva  un ciudadano esperando, sin contar a los ya operados, y que ambos indicadores se publicarán "siempre". La polémica surgió al comparar un indicador con otro, ya que en un principio no se comunicó el cambio y los primeros datos publicados por el Departamento apuntaban a que el tiempo de espera había caído un 15,9%, cuando en realidad ha aumentado en mas de un mes.

Pese a ello, Ruiz ha insistido en el esfuerzo para "priorizar a toda la gente que esperaba más", y ha destacado que el volumen de gente pendiente de operarse se ha reducido un 12%, hasta las 70.800 personas, mucho más del 2% al que se comprometió en un principio.

"Seguramente cometemos errores" en la comunicación, ha concedido, aunque ha insistido en que lo importante es que ahora hay menos gente en lista de espera y que se ha priorizado la operación de las personas que más tiempo llevaban inscritas en las listas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete
Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS