Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los diputados del PSC discrepan por la abstención en el derecho a decidir

Pere Navarro comunicó al grupo la medida minutos antes de anunciarla

Pere Navarro, ayer en el Parlament.
Pere Navarro, ayer en el Parlament.

El anuncio realizado por Pere Navarro de que el PSC se abstendría en todas las votaciones relacionadas con el derecho a decidir ha provocado discrepancias en los diputados del PSC. Por la forma en que la anunció el primer secretario del partido y por el fondo de la medida, que se encara de manera muy distinta en el grupo parlamentario.

Los diputados no supieron hasta pocos minutos antes que se produjera el anuncio que Navarro iba a ser así de taxativo en su intervención. “El PSC se abstendrá en todas y cada una de las votaciones que afecten a este tema durante toda la legislatura y permitiremos así que usted \[Artur Mas\] y su socio \[ERC\] saquen adelante su pacto. No nos opondremos, nos abstendremos”, dijo textualmente Navarro.

Después de la intervención de Artur Mas se produjo un receso en la Cámara y fue en la reunión del grupo parlamentario cuando Navarro explicó que haría ese anuncio en su intervención. Era una idea a la que le estaba dando vueltas desde hacía días y que transmitió a una parte de los dirigentes del partido, entre ellos Àngel Ros y Joan Ignasi Elena, encuadrados en el sector más catalanista del partido, aunque no les concretó que la verbalizaría en el debate de investidura. Su cumplimiento deja poco margen de maniobra al PSC por lo que algunos diputados no descartan que se acabe incumpliendo. “Si nos vienen a buscar en pro del consenso, cómo les vamos a decir que no”, se interrogaba ayer un diputado del PSC, quien reprocha a Navarro que no matizara más la postura de los socialistas y no sonara tan taxativa. Otro diputado más afín con la dirección ya reconocía ayer mismo que es posible que ese anuncio se vaya “modulando” en la legislatura.

Desde la dirección, por el contrario, se defiende haber dado ese paso. “No vamos a pasar toda la legislatura votando mociones, proposiciones y resoluciones, por lo que nos parece coherente dejar clara nuestra postura desde el principio”, asegura un dirigente socialista. “Puede parecer que les dejamos hacer a CiU y ERC y que nos lavamos las manos. Las dos cosas son ciertas”, añade.

El derecho a decidir ya provocó la legislatura pasada una honda división en el grupo parlamentario socialista, que estuvo a punto de partirse en dos cuando se votó la declaración soberanista en el Parlament. Finalmente se llegó a un acuerdo introduciendo la posibilidad de que se apoyara también la celebración de una consulta sobre la independencia, además de un referéndum, siempre que fuera legal y así se trasladó al programa electoral.

El PSC considera que la prioridad es la salida de la crisis económica, pero lo cierto es que el anuncio de Navarro de que se iban a abstener toda la legislatura en los temas relacionados sobre el derecho a decidir eclipsó el resto de su discurso.