Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ‘Cant de la Sibil.la’ valenciano, milagro en la catedral

Capella de Ministrers y el Cor de la Generalitat recuperan la versión autóctona del drama

Se interpretará en la Catedral de Valencia y en la Iglesia de Santa Bárbara de Madrid

Capella de Ministrers en el ensayo general del Cant de la Sibil.la, en la Catedral de Valencia
Capella de Ministrers en el ensayo general del Cant de la Sibil.la, en la Catedral de Valencia

Un viaje al siglo XVI, con los ecos del Concilio de Trento y las profecías sibilinas sobre el fin del mundo que sobrevivieron a la prohibición conciliar, es lo que ofrece la Catedral de Valencia este viernes a través de uno de los mejores grupos de música antigua y uno de los mejores coros españoles, en un programa enriquecido que arrancará a las 19 horas con un especial volteo de campanas. Por primera vez desde el cónclave trentino, el gremio de campaneros de la catedral interpretará los toques de maitines de la Consueta anónima de 1527 del Archivo Catedralicio. "Queremos recuperar el espíritu de participación popular de esta celebración", acota Carles Magraner, director de la Capella de Ministrers. "Son más de 40 los personajes que intervienen en esta representación, un auténtico milagro en los tiempos que corren", ironiza.

Las campanas serán el aperitivo de un concierto de gala, al que seguirá a modo de entrantes un especial repertorio mariano, con Cantigas de Santa Maria de Alfonso X el Sabio y obras de los misterios asuncionistas de Valencia y Elche, a cargo de la Capella de Ministrers y del Cor de la Generalitat. Seguidamente, los componentes del grupo de teatro Assaig y de la Associació d’Amics del Corpus de la Ciutat de València, dirigidos por el director del Aula de Teatre de la Universitat de València Pep Sanchis, interpretarán el Sermón de los Profetas, un drama paralitúrgico del ciclo de la Navidad adaptado por Josep Lluís Sirera. Y a continuación, la Capella y el Coro servirán el plato fuerte, contando con un invitado especial.

El Cant de la Sibil.la valenciana es la versión autóctona de una tradición occidental milenaria que incorporó la capacidad profética de las sibilas griegas al cristianismo. Presuntamente inspiradas por los dioses, vírgenes y profetas, de todas ellas era la Sibila Eritrea la que anunciaba el día del Juicio Final y la llegada de Jesucristo. Con tal inspiración, el canto paralitúrgico se escenificaba por Navidad en las catedrales y se conserva en nuestros días en Mallorca y L'Alguer, con adaptaciones más recientes en Barcelona y algunas poblaciones valencianas. El particular origen de la versión que el viernes se recupera en Valencia se sitúa en la en esta Seo Metropolitana y fue descrita en la Consueta de 1527.

"Quiero provocar más investigaciones sobre la Sibil.la propia valenciana", afirma Carles Magraner. A falta de más y futuras investigaciones, puede decirse que "el Cancionero del siglo XVI, conocido como de Gandia y conservado en la Biblioteca de Catalunya, contiene diversas obras que bien se pueden vincular a la Sibil.la valenciana", explica el director y especialista en viola de gamba. El canto valenciano tiene influencias de la mallorquina y la castellana, especialmente la de Toledo, donde se cantaba la Sibila por "un seise vestido de mujer, con un traje de mangas pendidas, ricamente bordado al gusto oriental".

El seise, el invitado especial, será José Escorihuela, niño solista de la Escolanía de la Reial Basílica de la Mare de Déu dels Desemparats de València, que dirige Luis Garrido. Bajo la cúpula del Altar Mayor de la Catedral de Valencia, los músicos de Capella de Ministrers, dirigidos por Carles Magraner, tocarán los instrumentos copias de los ángeles músicos hallados hace unos años en esos mismos frescos. El sábado 1 de diciembre, Capella, el Cor de la Generalitat y el seise de la Escolanía repetirán este concierto en la Iglesia de Santa Bárbara de Madrid.