Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Ayuntamiento de Madrid aprueba la ampliación de tres El Corte Inglés

La operación cambiará el aspecto del edificio de la calle Serrano

La empresa deberá pagar 9,8 millones y dos parcelas para zonas verdes y equipamientos

El Corte Inglés en el Campo de las Naciones de Madrid. Ampliar foto
El Corte Inglés en el Campo de las Naciones de Madrid.

El Ayuntamiento de Madrid (PP) dará luz verde la semana que viene a una operación urbanística que viene gestándose desde 2009 y que permitirá a El Corte Inglés ampliar 25.300 metros cuadrados la superficie de tres centros. La empresa deberá abonar al Ayuntamiento 9,8 millones de euros por el hipotético aprovechamiento lucrativo de la operación, y tendrá que ceder además dos parcelas que se destinarán a equipamientos y zonas verdes.

Los centros afectados son tres: el edificio ubicado en el número 47 de la calle Serrano, que ganará 6.500 metros cuadrados, y cuya obra ha precisado del visto bueno de Patrimonio Histórico al encontrarse en el conjunto histórico del centro, declarado bien de interés cultural a nivel regional, y requerir de un cambio exterior del edificio. El edificio ubicado en el número 8 de la calle de la Retama, en la zona de Méndez Álvaro, que ganará 7.500 metros cuadrados mediante una reorganización interna, sin cambios exteriores. Y el edificio del número 50 de la avenida de Los Andes, junto al Campo de las Naciones, que ganará 11.300 metros cuadrados también mediante una reorganización interna sin impacto en su volumen exterior.

Este incremento de la edificabilidad lucrativa comercial se debe compensar, de acuerdo con lo establecido en la Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid, mediante la cesión de una superficie equivalente al 30% de esos 25.300 metros cuadrados. El Corte Inglés suministrará al Ayuntamiento dos parcelas que suman 7.762 metros cuadrados de superficie.

Se trata de un terreno de 4.990 metros cuadrados edificables en la calle Peyre, en el distrito de Salamanca, cuyo uso se cambiará de residencial a zonas verdes y equipamientos públicos. Y otro de 10.524 metros cuadrados edificables en el número 25 de la Gran Vía del Este, en el distrito de Vicálvaro, cuyo uso pasará de comercial y oficinas a zonas verdes y equipamientos públicos.

Esta modificación urbanística comenzó a gestarse en 2009, cuando era alcalde Alberto Ruiz-Gallardón (PP), y debe su retraso a las correcciones que ha obligado a introducir la Comunidad de Madrid durante su tramitación. Hoy ha sido aprobada en la comisión de Urbanismo, con los votos en contra de toda la oposición (Partido Socialista de Madrid, Izquierda Unida y Unión Progreso y Democracia). Se refrendará definitivamente el próximo 30 de octubre merced a la mayoría absoluta del Partido Popular.

Sigue con nosotros la actualidad de Madrid en Facebook, en Twitter y en nuestro Patio de Vecinos en Instagram