Recortes presupuestarios

El curso arranca sin que Educación aclare el alcance de la reducción de profesorado

Los sindicatos critican la falta de transparencia sobre el número jubilaciones

Un alumno del colegio San José de Cluny
Un alumno del colegio San José de ClunyLAVANDEIRA JR. / EFE

Ayer arrancó el curso escolar 2012-2013 para los alumnos de Infantil y Primaria y lo hizo sin que la Consellería de Educación diese datos acerca de la reducción de profesorado para este año. Fuentes de la Xunta se limitaron a informar de un “aumento de 207 profesores interinos”, con respecto al pasado periodo lectivo, pero sin aclarar el número de jubilaciones que se tendrá que afrontar este curso. Una cifra, la de las jubilaciones, que la Consellería asegura desconocer pese a que en una reciente entrevista a La Voz de Galicia el conselleiro de Educación, Jesús Vázquez, confirmó que serán “muchas menos” que las 1.000 del anterior curso.

Sin embargo, los sindicatos discrepan respecto de la evolución de los interinos, pese a no coincidir entre ellos en las cifras. Por una parte, CC OO habla de una rebaja de 172 profesores interinos para Educación Infantil y Primaria —reconoce que se crearon 94 nuevas plazas pero que desaparecieron 266—. Por otra, desde la CIG se apunta a 199 menos para este curso.

El baile de cifras de los sindicatos se hace más evidente a la hora de calcular la evolución de las plazas de interinso en Secundaria. Sobre estos datos, publicados en la noche del martes por la Xunta y sobre los que la Consellería de Educación no se pronuncia por el momento “porque no ha habido tiempo para analizarlos”, CC OO habla de 36 plazas menos, mientras que la CIG eleva esta cantidad a 625. Así, incluyendo jubilaciones, cuyo número se desconoce por el momento, CC OO estima en “no menos de 700” la reducción de profesores en el presente curso para Infantil, Primaria y Secundaria.

Más información

Lo único en lo que sí coinciden las dos centrales es en que la adjudicación definitiva de destinos para el profesorado de secundaria deja a 55 profesores funcionarios en calidad de “sustitutos de zona”, que se limitarán a cubrir bajas de durante el curso.

Este hecho evidencia que la Xunta “tiene intención de precarizar la educación pública para crear un modelo elitista”, afirma CC OO.

El inicio del curso lectivo también estuvo marcado por la manifestación convocada por la Coordinadora Galega de Anpas do Rural que recorrió ayer las calles de Santiago en oposición a los recortes en los centros educativos del rural. La marcha, a la que acudieron algo menos de medio millar de padres, profesores y alumnos, contó también con el apoyo de sindicatos y de representantes de los principales partidos de la oposición.

De hecho, los recortes en la enseñanza comienzan a ser empleados como arma arrojadiza por los partidos durante la precampaña. El diputado autonómico del PSdeG José Luis Méndez Rome, acusó en la marcha al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, de “vivir de espaldas a la realidad” y de suprimir “más de 2.800 plazas de profesores” en los últimos tres años y garantizó que, de llegar su partido a gobernar la Xunta tras el 21 de octubre, “se romperá con la política de minoración del gasto en educación y de supresión de escuelas rurales”. Por su parte, el candidato del BNG a la presidencia del Gobierno gallego, Francisco Jorquera, aprovechó la manifestación para cargar contra los recortes presupuestarios y, concretamente, contra la reducción de recursos en los centros rurales. “No hay país en el mundo que construya el progreso desde el abandono del rural, y la educación pública desempeña un papel fundamental a la hora de vertebrar y evitar que el rural se desertice”, aseguró.

El partido del Gobierno, a través de su portavoz en Educación, Román Rodríguez, contraatacó y acusó a PSdeG y Bloque de “demagogia electoralista” por criticar el agrupamiento de alumnos en el medio rural, algo que, a su modo de ver, constituye “una práctica habitual que también realizó el bipartito”. “Y con el agravante en aquel momento de concentrar un mayor número de alumnos por aula que en la actualidad”, matizó.

El conselleiro Jesús Vázquez permanece impasible. Pese a las movilizaciones de los padres y las críticas de oposición y sindicatos, para el conselleiro de Educación el inició de curso fue “impecable”, al tiempo que rechazó las denuncias por los recortes en el medio rural al alegar que este es el curso “en el que menos escuelas unitarias se cerraron”. En este sentido, y según informa Europa Press, Vázquez justificó que los agrupamientos de alumnos “muchas veces son la única alternativa para mantener las escuelas del rural durante la crisis”.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50