Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Muere Ainaud de Lasarte, gigante intelectual y referente del catalanismo

Ainaud se consideraba “amigo de todas las ideologías sin perder mi identidad”

El historiador, abogado, político y promotor cultural Josep Maria Ainaud de Lasarte.
El historiador, abogado, político y promotor cultural Josep Maria Ainaud de Lasarte.

Ha muerto uno de los últimos gigantes intelectuales de Cataluña: Josep Maria Ainaud de Lasarte. Nacido en Barcelona en 1925, falleció ayer en su ciudad a la edad de 87 años. Abogado, periodista, historiador y referente indiscutible del catalanismo político conservador, se afilió a Convergència Democràtica de Catalunya (CDC) en 1976 y fue diputado por CiU en la primera legislatura del Parlament tras su restauración en 1980.

A lo largo de su vida fue muchas cosas, sobre las que destaca su desbordante actividad como promotor cultural. En los últimos años su estado de salud se había deteriorado y había perdido la vista, lo que no le impidió seguir trabajando en dos libros: la biografía de su abuela, la feminista Carmen Karr, y una especie de autobiografía a través de sus lecturas: Els meus amics els llibres.

Hijo del pedagogo y artista Manuel Ainaud Sánchez y hermano del historiador del arte Joan Ainaud de Lasarte, tuvo el privilegio de poder estudiar en la Escuela Montessori del Ayuntamiento de Barcelona y en el Institut-Escola de la Generalitat de Cataluña. Acabó el bachillerato con premio extraordinario en el Instituto Menéndez y Pelayo, donde compartió aula, entre otros, con el arquitecto Oriol Bohigas.

Activo y comprometido desde muy joven —fue incluso un aprendiz de espía que ayudaba a fugitivos del nazismo a cruzar España— inició su militancia política catalanista en el Front Universitari de Catalunya mientras estudiaba Derecho y participó en la fundación de la Sociedad Catalana de Estudios Jurídicos, Económicos y Sociales, filial del Institut d'Estudis Catalans (IEC). Se licenció en 1952 y en 1957 contrajo matrimonio con Carmen Agustí i Badia, hija de la cantante Conxita Badia.

Como abogado fundó el Grup D'Advocats Demòcrates (GAD) en 1974, el mismo año que publicó Prat de la Riba, home de govern, la biografía del primer presidente de la Mancomunitat de Cataluña. Discípulo de Artur Martorell y Ferran Soldevila, Ainaud escribió las biografías de algunos de los personajes más emblemáticos del catalanismo, como Francesc Macià, Francesc Cambó o Ventura Gassol y su obra transcurrió casi siempre alrededor de la difusión de la cultura y la historia de Cataluña. Entre sus obras destacan Els anys del franquisme (1978), Símbols de Catalunya (1978), Barcelona, puerta europea a América (1993) [1]y El llibre negre de Catalunya (1996)]. Fue colaborador habitual de Historia y Vida y de la Gran Enciclopèdia Catalana. Recibió en vida numerosas distinciones, como el Premio de Honor Jaume I (1994), la medalla President Macià (2000), la Medalla de Honor de la Ciudad de Barcelona (2006) y, este año, la Medalla de Oro de la Generalitat.

Era un hombre abierto y generoso, que prefirió renunciar al poder —rechazó la oferta para hacerse cargo de un Departamento de la Generalitat— y que gustaba definirse como “lo que ahora llaman una persona transversal: amigo de todas las ideologías sin perder mi identidad”. Sus conocimientos y su proyección política, así como su presencia en decenas de instituciones ciudadanas y su amistad personal con el fundador de CDC y ex presidente de la Generalitat, Jordi Pujol, permiten señalar que la historia de Cataluña que se imparte en las escuelas catalanas desde hace décadas es, en buena parte, obra suya.

Ayer Pujol le calificó como “maestro de ideas y de valores” y persona “fiel a sus conviccones políticas y religiosas”; el actual presidente catalán, Artur Mas, destacó su “patriotismo” y “sabiduría”; el consejero de Cultura Ferran Mascarell resaltó “la solidez y la constancia de su trabajo” y, prueba de su generosidad intelectual, el dirigente popular Alberto Fernández Díaz resaltó que, pese a encontrarse “en las antípodas” Ainaud siempre defendió sus ideas “con respeto, rigor y legitimidad”. Será despedido en una ceremonia íntima por sus familiares y amigos, que le preparan un homenaje público.

Más información