_
_
_
_

Vitoria inaugura la primera ‘electrolinera’ rápida de Euskadi

El servicio permite cargar la batería de los coches eléctricos en solo 30 minutos En 2020 se prevé que entre 41.000 y 43.000 coches eléctricos circulen en Euskadi

El País
El consejero de Industria, Bernabé Unda, recarga ayer un coche eléctrico en el punto rápido de Vitoria
El consejero de Industria, Bernabé Unda, recarga ayer un coche eléctrico en el punto rápido de VitoriaL. RICO

Los usuarios de vehículos eléctricos en el País Vasco están de enhorabuena. Especialmente los de Vitoria, ya que desde ayer cuentan con un punto público de recarga rápida, el primero que se instala en Euskadi. La mayor ventaja que ofrece es el aumento de velocidad, ya que en solo 30 minutos el sistema carga hasta el 80% de la batería del coche. Hasta ahora, el vehículo debía permanecer enchufado toda la noche para poder echarse a andar.

La implantación de este terminal, ubicado en la gasolinera de Repsol del barrio vitoriano de Salburua, supone un gran paso hacia la implantación del coche eléctrico en Euskadi. Así lo aseguró ayer el consejero de Industria, Innovación, Comercio y Turismo, Bernabé Unda: “Se trata de un punto de inflexión en el despliegue del vehículo limpio”, aseguró, “porque al reducir los tiempos de carga, aumenta la autonomía y flexibilidad”. El responsable del Gobierno vasco subrayó la celeridad con la que el coche eléctrico se está introduciendo en Euskadi: “Estaba previsto que la carga rápida llegase dentro de dos años”, afirmó.

En la inauguración, Unda puntualizó que la elección de Vitoria para ubicar el primer servicio es “simbólica”, dado su carácter de Capital Verde Europea. El consejero estuvo acompañado por responsables de Repsol y de Nissan, la empresa que ha desarrollado la tecnología. A modo de promoción, los conductores del modelo Nissan Leaf podrán recargar gratis su coche en la red de electrolineras rápidas durante un año.

Está previsto que la carga rápida se extienda a todo el territorio nacional a través de las estaciones de servicio de Repsol, en el marco del acuerdo alcanzado entre esta empresa, la firma Nissan e IBIL, el gestor de carga del vehículo eléctrico impulsado por Repsol y el Ente Vasco de la Energía. La red de cargadores nacional se gestionará desde el centro de control situado en la torre del BEC de Barakaldo. Desde Nissan se han entregado ya 400 equipos de carga rápida para integrarse en la red de IBIL.

Con vistas a 2020, el Gobierno vasco cuenta con que circulen en Euskadi entre 41.000 y 43.000 vehículos eléctricos, y se disponga de una red de carga en torno a los 13.000 puntos. El desarrollo de esta infraestructura supone, según Bernabé Unda, “una oportunidad para el tejido empresarial vasco”. Según datos del departamento de Industria, en Euskadi existen 400 empresas especializadas que podrían beneficiarse del desarrollo e implantación del coche eléctrico.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_