Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El TSJ dice que la planta de basuras de la Vega Baja tiene que ir a Albatera

El fallo refuerza la tesis del 'caso Brugal' de un presunto favor de Ripoll a Ortiz a Fenoll

El Tribunal Superior de Justicia (TSJ) de la Comunidad Valenciana ha emitido un sentencia en la que ratifica, conforme dictó el Juzgado de lo Contencioso número tres de Alicante, que el emplazamiento legal para la planta de basuras de La Vega Baja es el municipio de Albatera, y no una  finca de la pedanía oriolana de Torremendo por el que optó el Consorcio Comarcal de La Vega Baja. El fallo viene a reforzar la tesis de la investigación del caso Brugal de la ilegalidad de la adjudicación para presuntamente favorecer los intereses de los empresarios Enrique Ortiz y Ángel Fenoll.      

La investigación del caso Brugal sostiene que el Consorcio Comarcal de Residuos de La Vega Baja, órgano dependiente de la Diputación, entonces presidida por José Joaquín Ballester, optó por el emplazamiento de Torremendo en detrimento del término de Albatera, pese a que esta segunda ubicación fue el mejor puntuado por los técnicos.

El proyecto fue adjudicado a una UTE participada por Ortiz. El promotor propuso inicialmente la finca Lo Cartagena (Torremendo), aunque más tarde optó por una finca aledaña denominada Las Pistolas. Este segundo suelo era propiedad de Ángel Fenoll. Según la policía de Brugal, Ortiz y Fenoll habían concertado una operación de compra-venta de esa segunda finca por cuatro millones de euros. Parte de ese dinero, según la policía, iría destinado al supuesto soborno a Ripoll por la adjudicación (dos pisos o su equivalente en metálico, un millón de euros).

La policía y el fiscal Anticorrupción sostienen que Ripoll, Ortiz y Fenoll son los cabecillas de la trama corrupta relacionada con las contratas de la basura en la Vega Baja que trata de esclarecer el sumario del caso Brugal.