Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sales, Calders y Tísner, juntos en su centenario

El Ayuntamiento de Barcelona y la Generalitat aúnan las actividades dedicas a los tres autores

La ‘l’ de Joan Sales enlaza con la de Pere Calders, cuya ‘e’ lleva a la de Tísner, alias literario de Avel·lí Artís-Gener. Así es el logotipo escogido por el Ayuntamiento de Barcelona y la Generalitat bajo el que aúnan las actividades que dedicarán al centenario de tres nombres indiscutibles en el canon de la literatura catalana.

Tarde..., pero bien. La inversión nada despreciable (150.000 euros del Consistorio, a los que el Departamento de Cultura añade por ahora 30.000) luce. Bajo la dirección de la filóloga Laura Borràs, el denso programa dedicado a quienes podrían haber protagonizado una particular entrega de las Vidas paralelas de Plutarco (nacidos en 1912; movilizados por la Guerra Civil; exilio forzoso y difícil; obra en parte forjada en el exilio, capitales como engarce para la recuperación del catalán literario) no conoce fronteras. Así, sube a los palacios intelectuales (un análisis de su modelo de catalán en octubre en el Institut d’Estudis Catalans; un simposio internacional sobre Pere Calders en la Universidad Autónoma de Barcelona en noviembre; historiadores analizando las novelas sobre la Guerra Civil, charlas para profesores, etc.) y baja a las cabañas populares (rutas literarias por Barcelona entre octubre y noviembre, teatro, etc.).

La joya, sin embargo, está en la red, en la fastuosa wwwsalescalderstisner.cat: biografías, bibliografías, enlaces, rutas literarias, agenda, personalidades leyendo fragmentos, mediateca, fototeca... Ese festival ha sido posible gracias a la implicación de los familiares, que ayer, sin embargo, saltaron molestos cuando afloró la escasa presencia de libros vivos de algunos de los autores. “Si no están en las librerías también es fruto de la política cultural general y no solo del sistema editorial”, recriminó María Bohigas, editora de Club Editor y nieta de Sales, al consejero Ferran Mascarell. Más resignada, Mireia Artís constató la total descatalogación de las obras de su padre, excepto una edición en bolsillo de Paraules d’Opòton el Vell. Ello ha llevado a la familia a crear una web (tisner.com) en la que en septiembre colgarán “de manera gratuita, con el mismo espíritu generoso suyo” la obra completa del escritor y fotos de sus cuadros porque no hay dinero para asegurar una exposición...