Sol espera a los indignados

El recurso contra la limitación de horarios en Sol se presentó cuatro horas tarde El SUP ve con "bastante preocupación" la concentración del sábado Los sindicatos policiales piden que no haya injerencias políticas en el dispositivo

Los portavoces del movimiento 15-M hacen balance y hablan sobre los cuatro días de manifestación previstos para celebrar su aniversario.Vídeo: B. BORGES / A. DE LA RÚA

Mientras los indignados comienzan a movilizarse esta tarde en la plaza de Catalunya de Barcelona, donde quieren instalarse hasta el martes, en Madrid el acto central de la celebración del primer aniversario del movimiento será mañana sábado, cuando cuatro marchas desde los barrios converjan en su plaza símbolo: la Puerta del Sol. Las manifestaciones están autorizadas por la Delegación del Gobierno con un punto de fricción: las dos horas de más que el 15-M pretende quedarse en la plaza más allá de lo permitido, de diez a doce de la noche.

La delegada, Cristina Cifuentes, dijo el miércoles que sería "flexible" al tiempo que marcó la línea roja: que no vuelva a montarse una acampada. Los tres principales sindicatos policiales, que hablan de hasta 3.000 antidisturbios movilizados, se enfrentan con preocupación a la noche del sábado y piden que no haya injerencias políticas en el dispositivo.

El País

La batalla por Sol tiene una vertiente legal. Esta mañana se ha conocido la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) en la que rechaza el recurso del convocante de las concentraciones, cuyo fallo adelantó ayer. Para tumbar el recurso, el TSJM argumenta que fue presentado cuatro horas tarde. El joven que pidió la autorización a Cifuentes y que apeló al TSJM contra su decisión, Roberto Moncho, es afín al 15-M pero no convocó el acto en representación del movimiento sino a título personal.

Moncho ha declarado a la SER a las puertas del tribunal, a donde ha acudido para que le notifiquen la sentencia, que asume el fallo y que su grupo de 20 indignados van a cumplir la ley. Aunque respetan la sentencia, tanto él como su abogado aseguran que el defecto de forma, sacado a colación por el abogado del Estado al principio de la vista sobre el recurso, no existe. El Ministerio Fiscal, que no solo apoyó la admisión a trámite del recurso sino que rechazó la limitación por considerar que "carece de justificación" al no haberse acreditado "ningún peligro para personas y bienes", también opina que fue interpuesto dentro de los límites.

Más información
El TSJM mantiene la limitación de las concentraciones en Sol
Sol se blinda ante la ‘indignación’
La policía teme las consecuencias de un desalojo violento en Sol
La lucha por una plaza simbólica
Autorizadas las concentraciones en Sol con limitación de horario
La indignación celebra aniversario
Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La sentencia precisa que la resolución de la Delegación fue notificada a las 20.34 del 4 de mayo y el plazo de 48 horas para hacerlo expiraba a las 20.34 del 6 de mayo, domingo. Debido a que el vencimiento se produjo en domingo, el recurso debió ser presentado al día siguiente hábil, "como máximo, hasta las 15.00 del lunes en el Registro General de este tribunal", según la sentencia. El fallo señala que cuando el recurrente intentó la presentación del recurso en el Juzgado de Guardia el 7 de mayo a las 19.05, el plazo de 48 horas legalmente previsto había ya expirado, siendo también "extemporánea" su presentación en el Registro General del TSJM el 8 de mayo a las 9.05.

Portavoces del movimiento sostienen que ellos no han pedido ninguna autorización y que piensan seguir adelante con sus planes, que pasan por terminar la jornada de movilizaciones con un grito mudo en Sol a las doce de la noche, en recurso de aquel grito mudo con el que despidieron la jornada de reflexión de las elecciones municipales y autonómicas. No está claro si el plan es acampar, porque han llamado a celebrar una "asamblea permanente" en Sol del sábado 12 al martes 15.

Estas dos horas de fricción son las que temen los agentes encargados de hacer cumplir el plan de movilizaciones diseñado por Cifuentes. El portavoz del Sindicato Unificado de Policía (SUP), José María Benito, ha explicado que se preparan con "bastante preocupación" al tiempo que ha precisado que los miembros del movimiento no van a exceder el plazo de tiempo otorgado por Delegación: "Lo que está autorizado es lo permitido". "Estamos oyendo voces que dicen que no se va a respetar lo pactado y eso va a generar problemas, que se van a solventar con la alta presencia policial", ha señalado a Europa Press Televisión Benito, que ha precisado que habrá entre 2.500 y 3.000 policías.

El SUP considera positivo que se haya concedido un permiso tan amplio —cinco horas el sábado y 10 consecutivas entre el 13 y el 15—, al tiempo que le parece que Cifuentes está actuando "bien" y "con mucho sentido común". El SUP y los otros dos principales sindicatos policiales, la Confederación Española de Policía y el Sindicato Profesional de Policía, se han mostrado de acuerdo en que tienen que imperar los criterios técnicos y profesionales sobre los políticos en las decisiones que tengan que adoptar los efectivos desplegados en Sol.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS