ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 9 de abril de 1994

Kurt Cobain, cantante de Nirvana, se suicida de un tiro en la cabeza a los 27 años

El artista norteamericano era el líder de toda una generación de músicos 'grunge'

El líder del grupo Nirvana, Kurt Cobain, de 27 años, se suicidó en su casa de Seattle (EE UU) de un disparo en la cabeza, según dijo ayer la policía de esa ciudad del Estado de Washington. Un electricista descubrió el viernes por la mañana el cadáver de Cobain mientras trabajaba en el domicilio de éste, pero aparentemente el cadáver no fue reconocido hasta que un representante de la discográfica MCA se desplazó hasta Seattle. Antes de quitarse la vida, Cobain dejó una nota que todavía no se ha hecho pública. Según informó la radio local, el suicidio podría haberse producido el pasado miércoles.

"Estamos devastados por la increíble tragedia de la muerte de Kurt Cobain", dijo ayer Ed Rosenblatt, presidente de Geffen Records, la casa que edita los discos de Nirvana. Los representantes de Cobain, Gold Mountain Entertainment, manifestaron estar "profundamente entristecidos por la pérdida de un artista con tanto talento, un amigo cercano, marido y padre entrañable". El líder de Nirvana estaba casado con la también cantante Courtney Love, con quien tenía una hija de dos años.Los detalles de la muerte de Cobain son todavía poco claros. Aparentemente, un electricista que se encontraba haciendo unas reparaciones en el domicilio del cantante, encontró en una habitación el cuerpo sin vida de "un joven con una escopeta sobre el estómago".Dejó una notaLa policía informó en un primer momento que el cadáver "parecía ser de un hombre de unos 20 años muerto a causa de una herida provocada por un disparo en la cabeza", y que también había encontrado una nota junto al cuerpo. Al cierre de esta edición, la casa de discos Geffen, subsidiaria de MCA, no disponía de información más concreta acerca de los contenidos de esa nota.

Cobain estuvo al borde de la muerte a principios de marzo de este año cuando tuvo que ser ingresado en un hospital de Roma a causa de una sobredosis de somníferos. Y a menudo se había especulado que arrastraba una larga adicción a la heroína.

Kurt Cobain era la figura más visible del movimiento grunge, surgido en la ciudad de Seattle, y era famoso por su imagen de escritor y músico atormentado. El título de una de sus últimas canciones era Me odio y quiero morir, pero había explicado que se trataba de una broma.

"No me gustaba esa frase y le dije a Kurt [Cobain]: ¿Qué haremos si un chaval de 12 años se mete una bala en la cabeza en una granja de Nebraska después de escuchar nuestro disco?", había declarado el pasado año su compañero en Nirvana, el bajista Chris Novoselic.

La trágica muerte de Cobain culmina una existencia atormentada y marcada por la frustración. Su fin recuerda al de otros cantantes que cumplieron la máxima que Pete Townshend, de The Who, cantaba en su célebre canción My generation (1965):

"Espero morir antes de llegar a viejo". El caso de Cobain traslada este sentimiento 30 años después, a través de una generación, la grunge, que encuentra en la música una evasión ante una política norteamericana que desprecia. Nirvana representaba así un regreso al espíritu primario del rock, no exento de romanticismo y enfrentado a los valores más tradicionales de la música moderna que hoy dominan las listas de éxitos, que también fagocitó al grupo de Seattle, ciudad que, a la sombra del grupo de Kurt Cobain y del movimiento grunge, se convirtió en una meca musical similar al Liverpool británico de los años 60.Melancólico e infelizCobain mostró siempre una imagen melancólica e infeliz, a menudo expresó su descontento con el éxito de su grupo, y en los últimos meses se rumoreaba que la separación de Nirvana era inminente. El grupo acababa de anunciar que no acudiría al festival anual de música de Lollapalooza, una especie de Woodstock del grunge. "El arte de Kurt trasciende la música popular y habla a millones de personas en todo el mundo", afirmaron ayer sus representantes. "Desgraciadamente, la pasión y los sentimientos de Kurt hacia su fama le han superado".

Los padres de Cobain se separaron cuando era pequeño. A los 20 años fundó Nirvana junto al bajista Chris Novoselic en Aberdeen, una ciudad de clase media trabajadora en el Estado de Washington. En 1991 el batería Dave Grohl se sumó al grupo y Nevermind se convirtió en el disco que dio a conocer internacionalmente a la banda.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana