_
_
_
_

Ni culpable ni inocente: así es el impreso que el jurado deberá rellenar en el caso de Johnny Depp contra Amber Heard

Los miembros del jurado popular deben contestar a una serie de preguntas y cuantificar la indemnización en dos casillas

Johnny Depp Amber Heard juicio
La jueza Penney Azcarate explica al jurado las instrucciones para resolver la demanda que enfrenta a Johnny Depp con Amber Heard.POOL (REUTERS)
Miguel Jiménez

El juicio de Johnny Depp contra Amber Heard está visto para sentencia. Los siete miembros del jurado popular se reunieron por primera vez el viernes a deliberar. Tras el fin de semana y el festivo del lunes, volverán a encontrarse este martes. Nadie sabe cuánto tardarán en alcanzar un veredicto. El juzgado ha establecido que cada día repartirá 100 pulseras que den acceso como público a la lectura del fallo a los primeros que lleguen a pedirlas. En los últimos días de la vista, las colas han sido enormes y la gente incluso ha pasado la noche acampada a las puertas del juzgado para asegurarse un puesto en uno de los juicios más mediáticos que se recuerdan en Estados Unidos.

No se trata de un caso penal. No hay denuncias de maltrato, agresión o violación, aunque haya habido acusaciones cruzadas de todo tipo durante el proceso. Es un caso de difamación y la juez ha entregado al jurado un formulario al que ha tenido acceso EL PAÍS, de fuentes del juzgado. En él no aparecen las palabras culpable ni inocente, puesto que no se juzga un delito. Pero los miembros del jurado sí que deben decidir si ha habido difamación por parte del actor o de la actriz.

Si sentencian que Heard difamó a Depp y/o que Depp difamó a Heard, hay en cada caso dos casillas clave que rellenar: las que fijan la cuantía de la indemnización por daños y perjuicios, con dos apartados, como es habitual en Estados Unidos: los llamados daños compensatorios y los daños punitivos, es decir, la indemnización y el castigo.

Formulario Depp Heard
Una parte del formulario que deben rellenar los miembros del jurado para el fallo en el juicio de Johnny Depp contra Amber Heard.

En el juicio se han aportado vídeos, audios, fotografías, informes, documentos y testimonios de todo tipo para decidir si tres afirmaciones concretas de cada lado eran difamatorias.

En el caso de la demanda inicial, por la que Johnny Depp reclama 50 millones de dólares (unos 47 millones de euros) de indemnización, todo parte de un artículo publicado por su exmujer en The Washington Post. Ese artículo se publicó en 2018 y el juicio se celebra en Fairfax (Virginia) porque las rotativas del periódico están allí. Aunque en el artículo no se mencionaba a Depp, él cree que para todo el mundo era evidente a quién se refería. Las siguientes son las tres afirmaciones que considera difamatorias:

—”Hablé contra la violencia sexual y me enfrenté a la ira de nuestra cultura. Eso tiene que cambiar”.

—“Luego, hace dos años, me convertí en una figura pública que representaba el abuso doméstico, y sentí toda la fuerza de la ira de nuestra cultura hacia las mujeres que hablan”.

—”Tuve la rara ventaja de ver, en tiempo real, cómo las instituciones protegen a los hombres acusados de abusos”.

Johnny Depp & Amber Heard
Amber Heard y Johnny Depp al salir del juzgado de Fairfax, Virgina, tras una de las sesiones del juicio.Getty Images

Amber Heard contraatacó y presentó una reconvención a la demanda, reclamando 100 millones de dólares, aunque la abogada de la actriz ha dejado claro en el juicio que no aspiran a esa cifra y que la fijaron solo para “mandar un mensaje” después de que Depp hubiera reclamado 50 millones. Heard no demanda a Depp por sus palabras, sino por las del que era su abogado, Adam Waldman, pues considera que las pronunció en nombre del actor. Waldman sostuvo en declaraciones a un medio británico que las acusaciones de maltrato de Heard eran un bulo. Estas son las afirmaciones que la actriz considera difamatorias:

—“Amber Heard y sus amigos en los medios de comunicación utilizan las falsas acusaciones de violencia sexual como una espada y como un escudo, dependiendo de sus necesidades. Han seleccionado algunos de sus ‘hechos’ de violencia sexual como la espada, lanzándola al público y al señor Depp”. (The Daily Mail, 8 de abril de 2020).

—“Simplemente esto fue una emboscada, un engaño. Le tendieron una trampa al señor Depp llamando a la policía, pero el primer intento no dio resultado. Los agentes acudieron a los áticos, los registraron y entrevistaron a fondo, y se marcharon después de no ver ningún daño en la cara ni en la propiedad. Así que Amber y sus amigos derramaron un poco de vino y desordenaron el sitio, aclararon sus historias bajo la dirección de un abogado y un publicista, y luego hicieron una segunda llamada al 911″. (The Daily Mail, 27 de abril de 2020).

—“Hemos llegado al principio del fin del bulo de abusos lanzado por la señora Heard contra Johnny Depp”. (The Daily Mail, 27 de abril de 2020).

El formulario que se ha entregado a los miembros del jurado repite el mismo esquema para cada una de las seis afirmaciones para tratar de determinar si ha habido difamación. Esta es la traducción de las preguntas clave para cualquiera de las afirmaciones, en este caso utilizando como ejemplo una de las de Amber Heard:

“1 (a) ¿Considera que el señor Depp ha probado todos los elementos de la difamación?

RESPONDA SI O NO:

Si responde a la pregunta 1(a) NO, pase a la pregunta 2.

Si su respuesta es SÍ, responda SÍ o NO a las siguientes preguntas:

¿Ha demostrado el señor Depp con pruebas de mayor peso que...?

—¿...la declaración fue hecha o publicada por la Sra. Heard?

—¿...la declaración se refería al Sr. Depp?

—¿...la declaración era falsa?

—¿...la declaración tiene una implicación difamatoria sobre el señor Depp?

—¿...la implicación difamatoria fue concebida y pretendida por la señora Heard?

—¿...debido a las circunstancias que rodean a la publicación de la declaración, esta transmitía una implicación difamatoria a cualquiera que la viera además del señor Depp?

1(b). Si ha respondido SÍ a cada uno de los apartados de la pregunta 1(a), responda a la siguiente pregunta: ¿considera que el señor Depp ha demostrado mediante pruebas claras y convincentes que la señora Heard actuó con verdadera mala intención?”

Básicamente, en el formulario esas mismas preguntas se repiten para cada una de las afirmaciones. Y tanto para la reclamación de Depp contra Heard como para la inversa, el formulario acaba con dos casillas que son las decisivas: las de las indemnizaciones por daños compensatorios y punitivos, que dirán quién ha ganado el juicio.

En la jornada de conclusiones, los abogados de Johnny Depp plantearon al jurado decidir sobre la credibilidad en general del actor y la actriz. Reclamaban un análisis de conjunto, que concluyeran que Heard era la verdadera maltratadora que había “representado el papel de su vida” mintiendo sobre los abusos.

People outside courtroom
Personas durmiendo en el suelo frente al juzgado de Fairfax para conseguir sitio en una de las últimas sesiones del juicio.BRENDAN SMIALOWSKI (AFP)

Los abogados de Heard, por su parte, apelaron a la libertad de expresión consagrada en la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos. Su argumento fue que incluso aunque el jurado considerara que el relato de agresiones sexuales, de violación y de maltrato físico no era real, bastaría un abuso psicológico o financiero para dar por ganadora a Heard por su derecho a la libertad de expresión. El jurado tiene la palabra.

La sentencia es recurrible. Hay abogados que señalan incluso que la jurisdicción de Fairfax no era tan evidente, dado que ambos tienen su domicilio en California y que quien pierda puede tratar no solo de recurrir el fallo para mejorar su posición, sino incluso de anular el juicio. No parece aún lo más probable, pero no cabe descartar que en unos años el juicio de Depp contra Heard se acabe repitiendo.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

Miguel Jiménez
Corresponsal jefe de EL PAÍS en Estados Unidos. Ha desarrollado su carrera en EL PAÍS, donde ha sido redactor jefe de Economía y Negocios, subdirector y director adjunto y en el diario económico Cinco Días, del que fue director.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_