Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un cardiólogo, expedientado por grabar con su móvil a sus compañeras en el baño

Una médica del Hospital Clínico de Valencia se percató de la presencia del teléfono escondido y el centro avisó a la Policía Nacional

Hospital Clínico Valencia Ampliar foto
Hospital Clínico de Valencia.

Una médica del servicio de Cardiología del Hospital Clínico de Valencia descubrió un teléfono móvil el domingo escondido en la rejilla del baño de un vestuario femenino con el supuesto objetivo de grabar a las usuarias y avisó a la jefatura de la guardia. Su responsable alertó a la policía, y los agentes desplazados al centro identificaron al presunto autor de las grabaciones, un cardiólogo de guardia, que reconoció los hechos.

La Consejería de Sanidad Universal, advertida de los hechos por la dirección del hospital, ha abierto un expediente disciplinario y lo ha suspendido cautelarmente de funciones a la espera de la evolución de la investigación, según fuentes del departamento.

La policía, que ha confirmado los hechos, descubrió muy pronto al propietario del teléfono. Tras declarar ante la policía, el cardiólogo fue puesto en libertad y ahora está la espera de ser citado por el juzgado. El dispositivo móvil está siendo analizado para comprobar si ha habido otras grabaciones.

El sospechoso estaba de guardia esa noche en el hospital y, tras la denuncia, continuó trabajando hasta acabar su turno para no perturbar el funcionamiento de un servicio tan necesitado como el de cardiología, según relata el periódico Las Provincias.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >