Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Castilla y León retrasa la edad de inicio de las mamografías de cribado de cáncer

La Junta asegura que pasa de 45 a 50 años a partir del 1 de enero por criterios científicos

La oposición socialista pide que rectifique la decisión y habla de "confusión" para las usuarias

La decisión de la Junta de Castilla y León de retrasar la edad de inicio del programa de cribado del cáncer de mama de los 45 años actuales a los 50 ha generado una polémica política en el parlamento regional. La oposición del Partido Socialista ha presentado una proposición para continuar con el sistema actual. El consejero de Sanidad, Antonio María Sáez (PP), insiste en que la decisión se basa en criterios científicos y de uniformidad entre comunidades.

Actualmente Castilla y León es una de las cinco regiones españolas que realizan mamografías de cribado del cáncer de mama a partir de los 45 años (y hasta los 69). En el resto, el programa de detección empieza a los 50 años. La Junta ha decidido que, a partir del 1 de enero próximo, las mujeres castellanoleonesas no tienen que someterse a esta prueba hasta cinco años más tarde.

Este cambio obedece, según la Consejería de Sanidad, al acuerdo a que llegó el Ministerio de Sanidad con las comunidades autónomas para uniformizar la edad de entrada en este programa de cribado. El ministerio ha publicado recientemente un proyecto de orden en el que concreta cómo será la cartera básica de servicios sanitarios (es decir, a qué servicios se podrá acceder y quién podrá hacerlo) en aspectos como el de la reproducción asistida, genética y cribados. 

Una de las novedades de esa orden consistía en incluir el cribado de cáncer de colon, que actualmente solo se realiza en ocho comunidades autónomas (otras cuatro tienen programas piloto para implantarlo). El texto establece para el cribado de cáncer de mama que las mamografías deben hacerse a todas las mujeres de entre 50 y 69 años y cada dos años. 

Mamografías a la privada

El Grupo Parlamentario Socialista ha pedido a la Junta de Castilla y León que recapacite y ha asegurado que cambiar la edad de inicio del programa creará "confusión" entre las mujeres. Además, ha asegurado, según informa Europa Press, que engrosará la lista de las clínicas privadas en las que sí se realizará esta prueba de cribado. "El espacio que ahora dejan lo va a ocupar Sanitas", ha afirmado el socialista Francisco Javier Muñoz.

Por su parte, el viceportavoz del Grupo Mixto, Alejandro Valderas, ha apoyado al grupo socialista porque considera que la eliminación de la medida, que "no es cara", no va a suponer un gran ahorro mientras que sí generará un "aluvión" de clientes para la privada.

El portal de Salud de la web de la Junta de Castilla y León sigue informando de que el estudio mamográfico se realiza "de forma totalmente gratuita, a todas las mujeres residentes en esta Comunidad y con edades comprendidas entre los 45 y 69 años".

Más información