Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bruselas pide vetar tres pesticidas vinculados con la muerte de abejas

Bayer, una de las principales productoras de estos productos, se opone a la prohibición

El papel de las abejas es muy importante para la poilinización.
El papel de las abejas es muy importante para la poilinización.

La Comisión Europea ha recomendado prohibir durante dos años el uso de tres pesticidas relacionados con la muerte masiva de abejas en cultivos más atractivos para este tipo de insectos. El gigante químico alemán Bayer, una de las principales productoras de estos productos, ya ha manifestado su oposición a la medida. Alemania, Reino Unido y España también se han opuesto a la medida propuesta por los expertos de Bruselas.

La desaparición de las abejas, cuyas causas son muy controvertidas, provoca una gran preocupación entre los ecologistas porque su papel en el equilibrio del ecosistema es fundamental. De acabar siendo aprobada, la medida entraría en vigor el próximo 1 de julio y afectaría a las plantaciones de maíz, colza, girasol y algodón, según ha explicado el portavoz de la Comisión de Sanidad y Consumidores, Tonio Borg.

La Autoridad Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA, según las siglas en inglés) tiene prevista una segunda reunión de expertos para el 25 de febrero, en la se votará ordenar la prohibición de los tres neocotinoides –clotiandin, imidacloprido y tiametoxam–, sustancias derivadas de la nicotina, con la alta mortalidad que sufren las colonias de abejas.

La CE propone en particular modificar las condiciones de aprobación de tres derivados presentes en algunos pesticidas: el tiametoxam, el imidacloprid y la clotianidina, para restringir su uso a los cultivos que no atraen a las abejas y a los cereales de invierno, ya que la exposición a los pesticidas durante el otoño no se considera peligrosa.

Además, plantea prohibir la venta y uso de semillas tratadas con productos que contengan esas tres sustancias (excluyendo también en este caso las semillas de las plantas que no atraen a esos insectos y las de los cereales de invierno).

Algunos países ya han adoptado medidas de protección de las abejas en los últimos años, prohibiendo el uso de los neocotinoides para algunos cultivos. Es el caso de Eslovenia, que los prohíbe en el caso de la colza, el maíz y el girasol, mientras que Italia y Alemania limitan el veto al maíz y Francia a la colza. Más de 2.300.000 europeos ya han firmado en internet la petición de la prohibición.

La organización ecologista Greenpeace considera que la decisión de Bruselas "se queda corta" al no aplicar el principio de precaución y recomendar una prohibición general, incluso en los casos en que no se hayan podido identificar riesgos por falta de datos, indica un comunicado.

Según Naciones Unidas, el 84% de los cultivos en Europa depende de la polinización, llevada a cabo sobre todo por las abejas.

La oposición de Bayer

Bayer ha propuesto a los Estados miembros "que apliquen un principio de proporcionalidad" ante la propuesta de la Comisión Europea, es decir, que se basen en conocimientos científicos en lugar de aplicar medidas preventivas. La empresa alemana se ha manifestado "decepcionada" ante una "interpretación demasiado conservadora del principio preventivo". En un comunicado emitido hoy en respuesta al anuncio de Bruselas, Bayer ha pedido a la Comisión que se base "en referencias científicas sólidas antes de tomar de cualquier medida" porque "la prohibición de estos productos ya existe en varios países y hay muchos factores que afectan a la desaparición de las abejas", ha declarado a este periódico una portavoz de la empresa".