Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El hallazgo de otra mujer muerta eleva a 41 los asesinatos machistas este año

Encontrado el cadáver de una mujer bajo un viaducto tras confesar su pareja que la mató

Otro presunto asesino de su pareja en Guadalajara es detenido en Milán y enviado a España

Ana Mato, preocupada porque las víctimas no denuncian, llama a "romper el silencio cómplice"

El hallazgo del cadáver de Yulme Josefina, una mujer de nacionalidad venezolana cuya pareja había confesado que la mató, bajo un viaducto en Cuenca eleva a 41 las víctimas mortales de la violencia de género en 2012. El miércoles, una mujer de 27 años fue hallada muerta en el barrio madrileño de El Pilar con señales de violencia. Su pareja, un varón de 40 años, se arrojó por el balcón del noveno piso y también falleció. Y ayer se supo que ha entrado prisión, extraditado desde Italia, el ciudadano ecuatoriano S.M.T.L. como autor confeso del asesinato de su compañera sentimental, cuyo cadáver fue hallado el 6 de septiembre de este año en las inmediaciones del Hospital Universitario de Guadalajara.

 La mayoría de víctimas de este año (33) no habían presentado denuncias previas por malos tratos contra los agresores, según ha confirmado la Delegación del Gobierno contra la Violencia de Género. En un comunicado, la ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, ha manifestado la necesidad de reforzar la protección a las víctimas de la violencia de género y sus hijos, tal y como se contempla en la reforma del Código Penal presentada por el Ministerio de Justicia. En este último caso la pareja convivía con tres hijas menores. Mato llama a "romper el silencio cómplice" de la violencia de género.

En relación al crimen esclarecido ayer, la Policía Nacional detuvo a Miguel Ángel V. M., de 32 años, un mes después de haber confesado en Madrid que mató a su amante y que la había arrojado a un pantano, sin especificar la ubicación exacta del embalse. Fuentes de la Jefatura Superior de Policía de Madrid han informado a Efe de que el pasado 9 de octubre Miguel Ángel, de nacionalidad venezolana, se presentó en la comisaría del distrito de Hortaleza y confesó que había asesinado a su amante, de su mismo país, Yulme Josefina, también de 32 años.

De todos modos, el supuesto asesino no especificó el lugar donde la había arrojado, tan sólo dijo que se trataba de un pantano, y no ofreció ningún detalle más del suceso. El caso pasó al Grupo de Homicidios de la Policía, que averiguó que el jefe de la mujer, que trabajaba interna en el servicio doméstico, denunció ese mismo día en la Comisaría de Chamartín la desaparición.

Paralelamente, un grupo de jóvenes encontró en la noche del 13 de octubre, en la localidad conquense de El Picazo el cadáver de una mujer sudamericana envuelto en una alfombra, que podría llevar unos diez días fallecida.

Tal y como relató el alcalde en su día, el cuerpo se encontraba en uno de los pilares del puente de la autovía, la A-3, y estaba visible, por lo que intuyó que la persona que lo depositó lo había dejado allí "prácticamente para que se viera", porque, de lo contrario, lo hubiera ocultado entre la maleza o arrojado al río.

La Guardia Civil se hizo cargo de las investigaciones y en las consultas a las bases de datos policiales comprobó que existía una denuncia de desaparición de una mujer de similares características a la fallecida. Tras varias gestiones y el cotejo de la identidad del cadáver, las fuerzas de seguridad constataron que se trataba de la mujer venezolana y el pasado 2 de noviembre la Policía procedió a la detención del supuesto amante de la víctima.

En cuanto a la mujer muerta en Guadalajara, el subdelegado del Gobierno en Guadalajara, Juan Pablo Sánchez, ha  informado de la detención del asesino de M.M.C.Y., también ecuatoriana, quien estuvo desaparecida desde comienzos de agosto hasta que apareció el cadáver casi un mes después.

El detenido y la víctima eran pareja sentimental, pero él vivía por motivos laborales en Almería, provincia desde la que se desplazó a Guadalajara, donde residía ella y donde cometió el crimen.

El presunto asesino ya ha sido extraditado a España y ha ingresado en prisión preventiva por orden judicial después de haber confesado el crimen.

Más información