Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
AULA LIBRE

Excelencias de los campus

La presidenta de los rectores defiende el programa de modernización de los campus españoles

Hace ahora tres años se puso en marcha el programa de Campus de Excelencia Internacional (CEI) universitarios, una iniciativa inspirada en los exitosos modelos implantados ya en países de nuestro entorno como Francia o Alemania. En él, se asume una filosofía de actuación novedosa, basada en los conceptos de agregación, especialización, movilidad, integración con las políticas regionales, internacionalización e impulso de la función social.

Esta iniciativa transformó el sistema español, ya que más que representar una forma distinta de conseguir recursos, implica un cambio profundo de la filosofía universitaria. Los campus de excelencia conllevan una nueva mentalidad que obliga a las universidades a modificar su modelo de gobernanza, a compartir recursos de forma eficiente con otras entidades, a esforzarse por ser socialmente rentables y, en definitiva, a alinear todas sus políticas en busca de un fin concreto, que es la excelencia en las funciones que la enseñanza superior tiene asignadas. Todo esto se adereza con un riguroso sistema de selección de los mejores proyectos.

En la andadura de este programa se han producido hechos impensables hasta el momento, como la articulación de titulaciones conjuntas compartidas entre universidades, la creación de escuelas de doctorado interprovinciales o la integración de empresas en los órganos consultivos de los campus. En definitiva, toda una revolución con la que se persigue la eficiencia en el uso de los recursos, el impulso de la transferencia del conocimiento y una respuesta sólida a las demandas sociales.

El programa de Campus de Excelencia Internacional ha supuesto un escalón más en la modernización del sistema de innovación español, convirtiendo a las universidades en actores principales del progreso. Es un gran paso que necesita y requiere una consolidación. Pero no debemos obviar que, mientras que en Alemania se han destinado más de 2.000 millones a los CEI, España ha sido capaz de ponerlos en marcha con una inversión cinco veces inferior, optimizando, una vez más, los recursos y el esfuerzo. Por eso, a veces, las comparaciones en este campo o en el de los ranking de universidades, si no se tiene en cuenta el parámetro fundamental de la inversión estatal, no se sostienen.

Adelaida de la Calle es la presidenta de la Conferencia de Rectores de las Universidades Españolas (CRUE).