Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Esperanza de nuevas vetas de ámbar en El Soplao

Una exposición sobre el yacimiento más importante de Europa se inaugura en Santander

El Gobierno de Cantabria cree y espera que en el entorno de El Soplao haya más vetas de ámbar que el yacimiento descuberto en 2008 por el Instituto Geológico y Minero de España (IGME), que ya ha sido reconocido como el depósito de ámbar del Cretácico más importante de Europa, con 110 millones de años de antigüedad.Lo ha comentado hoy el consejero de Cultura y Turismo, Javier López Marcano, al presentar la exposición El largo viaje del ámbar de El Soplao , que muestra en la Biblioteca Central de Cantabria las principales piezas obtenidas en el yacimiento situado junto a la carretera de acceso a la cueva.

El yacimiento de ámbar de El Soplao se considera excepcional por su abundancia (se trabaja sobre una veta de 300 por 200 metros), porque casi todo su ámbar es azul (un tipo especialmente raro, que sólo se ha encontrado en República Dominicana) y porque sus piezas tienen numerosas incrustaciones de insectos, algunos de ellos de especies desconocidas hasta la fecha.

La exposición de Santander muestra algunas de las principales piezas recuperadas en él por los investigadores del IGME, tanto las de mayor interés paleontológico, como las especialmente espectaculares por su tamaño. Entre estas últimas, se encuentran la mayor pieza tallada con ámbar español y el mayor bloque de ámbar en bruto encontrado hasta la fecha en España.

López Marcano ha dicho que esta exposición, que permanecerá en Santander hasta mediados o finales de diciembre, nace con "vocación viajera", por lo que se van a hacer gestiones para mostrarla en otras ciudades españolas. Madrid podría ser una de ellas, porque considera que "se le debe una visita" al IGME por el trabajo que sus investigadores están realizando en el yacimiento.

La exposición explica al visitante cómo fue la época geológica en la que se formó el ámbar, cuál es el proceso por el que la resina de las coníferas de hace 110 millones de años se convierte en un fósil y cuáles son las características que hacen único al yacimiento de El Soplao.