Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El cargador único para los móviles estará listo a mediados de 2010

Los fabricantes firman el acuerdo con la Comisión Europea para convertir el micro USB en el conector universal

Los principales fabricantes europeos de móviles se han comprometido ante la Comisión Europea (CE) a comercializar un modelo único de cargador de batería para todos los teléfonos móviles que transmiten datos. El cargador universal empezará a comercializarse a mediados de 2010 y funcionará a través de un conector micro USB.

En respuesta a una petición de la Comisión para armonizar los cargadores, diez empresas del sector han firmado de forma voluntaria un memorando de entendimiento con el Ejecutivo comunitario tras concluir unas "negociaciones intensas y constructivas". Estas empresas (Apple, LG, Motorola, NEC, Nokia, Qualcomm, Research in Motion, Samsung, Sony Ericsson y Texas Instruments) representan un 90% del mercado de los teléfonos móviles, ha indicado en una rueda de prensa el comisario europeo de Industria, el alemán Günter Verheugen.

El comisario ha señalado que el objetivo es "facilitar la vida de los usuarios" y reducir el impacto medioambiental de los residuos electrónicos, ya que "los consumidores no tendrán que tirar los cargadores cuando compren nuevos teléfonos". Verheugen ha dicho que, a pesar de que actualmente este tipo de teléfonos representan sólo una cuarta parte de los móviles que poseen los consumidores europeos, "la tendencia es tan clara" a su favor que el nuevo cargador servirá únicamente para éstos a partir de 2010.

Los antiguos teléfonos que solo hacen llamadas podrán cargarse a través del nuevo dispositivo, aunque no tengan una entrada micro USB, gracias a un adaptador que también se comercializará, ha apuntado el comisario. Lo mismo ocurrirá con los móviles integrados en el reloj de pulsera o aquellos que pueden recibir llamadas pero no realizarlas.

Verheugen también ha manifestado que el objetivo de la Comisión es que todo el equipo electrónico de los consumidores, incluyendo dispositivos como el teléfono móvil, el ordenador portátil o la cámara de fotos digital, cuente con un único cargador universal en un plazo de unos dos años. El comisario ha reconocido las dificultades dado que el tamaño y la capacidad de las baterías de los móviles o los ordenadores portátiles son diferentes, pero ha asegurado que la CE está "examinando" todas las posibilidades.

En cuanto a las opciones de que el cargador único de móviles pueda servir a otros aparatos de dimensiones similares, como las cámaras digitales, Verheugen ha afirmado que es una posibilidad que la Comisión ha considerado, aunque por el momento ha preferido centrarse en los teléfonos para no retrasar su comercialización.

Acuerdo para los códigos BIDI

Las compañías no solo se han puesto de acuerdo para los cargadores. Las tres operadoras españolas han llegado a un acuerdo para crear un código estándar para capturar códigos BIDI, códigos de barras bidimensionales y acceder a los contenidos digitales asociados, con independencia de la compañía que los haya generado. Telefónica, Vodafone España y Orange serán pioneros en la adaptación del estándar interoperable de códigos 2d definido por la GSMA (GSM Association) a nivel mundial.

Caja Madrid, Volkswagen, Coca-Cola, Real Madrid o Páginas Amarillas son algunas de las primeras empresas que van a utilizar los códigos BIDI interoperables como parte de sus campañas de marketing y publicidad en el móvil.

Los códigos BIDI son una versión mejorada de los códigos de barras que contienen información que puede ser leída con la cámara de fotos de los móviles. Se trata de una forma revolucionaria de introducir información en un teléfono móvil, de forma que ya no se tendrá que usar el teclado del móvil, por ejemplo, para escribir la dirección de una página de Internet, componer un SMS o hacer una llamada. Ahora todo es mucho más rápido y sencillo, solo hay que enfocar el bidi con la cámara del móvil.

El servicio se lleva comercializando en España desde 2008 de la mano de Telefónica. Hasta ahora, el principal freno para el uso masivo de este servicio era conseguir que los bidis pudieran ser leídos por los usuarios independientemente de su operador móvil. Un bidi lo puede generar y publicar cualquiera, pero para leerlo se necesita una aplicación instalada en el móvil. Si un cliente quiere leer todos los bidis, debería tener tantas aplicaciones como empresas lo comercializan.

En los próximos días, los clientes de Movistar y Vodafone podrán acceder a esta nueva funcionalidad del servicio, mientras que el 1 de agosto estará disponible para los clientes de Orange.

Actualmente ya hay cerca de tres millones de usuarios de Telefónica con la aplicación de captura de bidis instalada. No obstante, con independencia de cuál sea su operador, el usuario podrá descargársela mediante un mensaje SMS con la palabra BIDI al 22044.

Más información