El 42% de la destrucción de selva en el Planeta entre el 200 y el 2006 se produjo en Brasil

El 75% de la destrucción de la selva en América del Sur se ha dado en Brasil, según la FAO

Entre 2000 y 2006, el Planeta perdió 7,3 milones de hectáreas de selva. De ellos el 42% se produjo en Brasil según informes de FAO, quién destaca que el país tendrá graves dificultades en parar la sangría de sus bosques ante los intereses agrícolas y de la producción de etanol en los próximos años.

Según la FAO, Brasil perdió 3,1 millones de hectáreas entre 200 y 2006, lo que significa una destrucción de 0,6% de selva. La destrucción aumentó en comparación con el periodo del 1995 al 2000. En aquellos años, la selva perdió 0,5%, lo que desmiente los datos de que se está reduciendo el desbosque en el pais. La organización de las Naciones Unidas que cuida del hambre del mundo y de la agricultura, ha confirmado que el 75% de la destrucción de la selva en América del Sur se ha dado en Brasil.

Sin embargo, Brasil sigue poseyendo un 57% de sus tierras forestales, lo que ha llevado a decir al presidente Luiz Inácio Lula da Silva que, en realidad, quién mejor ha cuidado de sus árboles en el mundo es Brasil. En términos de porcentaje quién más destruye la selva es Indonesia con una media de 2% al año.

Internacionalizar la Amazonia

Cada vez que se descubre que Brasil sigue disminuyendo su territorio de selva virgen a pesar de todos los esfuerzos de los gobiernos por frenar esa hemorragia, se plantea el problema de la posibilidad de internacionalizar la Amazonia, considerada patrimonio ecológico de la Humanidad, pulmón del Planeta , que posee el 25% del água potable del mundo y quizas la mayor diversidad biológica de la Tierra. Al final, la Amazonia y su salvaguarda ¿son un patrimonio de todos o debe continuar siendo patrimonio exclusivo brasileño? Se trata de una discusión que se arrastra durante años. La solución intermedia sería que los otros paises del mundo ayudasen y contribuyesen para salvar tanta riqueza natural. Ha sido así que el gobierno Lula ha creado un Fondo Internacional para la Amazonia en el que están empezando a coloborar algunos paises. Noruega ha dado el primer paso con una contribución de cien millones de dólares, según informó el ministro de Medio Ambiente brasileño, Carlos Minc.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS