EE UU | SUCESO

Identificado el cadáver de la segunda niña desaparecida en Oregón

Los cuerpos de Ashley Pond y Miranda Gaddis estaban enterrados en el jardín de un vecino

El cadáver encontrado ayer en el jardín de una casa de Oregón City (EE UU) ya ha sido identificado como el de Ashley Pond, de 12 años, que estaba desaparecida desde el 9 de enero. El cadáver de su amiga Miranda Gaddis, de 13 años, encontrado el sábado en la misma casa, fue identificado ayer.

Ashley y Miranda estaban desaparecidas desde el 9 de enero y el 8 de marzo respectivamente. Ambas han podido ser identificadas gracias a las piezas dentales, según ha informado la policía.

Más información
El FBI halla un segundo cuerpo en el jardín del sospechoso de asesinar a dos niñas
La policía británica teme que la prensa colapse el juicio contra el asesino de las niñas
La Policía encuentra la ropa que llevaban Jessica y Holly el día de su desaparición

El inquilino de la casa, Ward Weaver, se encuentra en prisión desde el pasado 13 de agosto por violar a la novia de su hijo y es el máximo sospechoso del asesinato de las niñas. Le ha sido fijada una fianza de un millón de dólares. Se da la circunstancia de que su padre está en el corredor de la muerte en California por asesinar a una mujer y enterrarla en su jardín.

Las dos niñas vivían en el mismo complejo de apartamentos no muy lejos de la casa de Weaver. Ashley había acusado en el verano de 2001 a Weaver por acoso sexual, pero éste nunca fue llevado ante la justicia por falta de pruebas.

Hidromasaje en invierno y a medianoche

El propio hijo del sospechoso, Francis Weaver, fue quien informó a las autoridades de que su padre dio muerte a Ashley Pond y a Miranda Gaddis. La ex esposa de Weaver, Kristi Sloan, ha dicho que hacía varios meses había notificado al FBI que debía investigar la excavación que llevaba a cabo su marido.

Sloan ha asegurado que el sospechoso efectuó esa excavación, supuestamente para poner una bañera de hidromasaje, en pleno invierno y a medianoche, motivo por el que mantuvo discusiones con su mujer, quien se resistía a creer el objetivo de ese trabajo. El cuerpo de Ashley se encontró enterrado bajo una losa en el jardín.

Ward Weaver en una foto de archivos policiales.
Ward Weaver en una foto de archivos policiales.AP

Regístrate gratis para seguir leyendo

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS