_
_
_
_

Kanye West con la Estrella de David: el polémico traje que lució la artista israelí Noa Kirel en los premios de la MTV

La artista, que será la próxima candidata a Eurovisión en el país, afirmó que su traje era «un importante mensaje para el mundo».

MTV EMAs 2022 – Show
Jeff Kravitz (FilmMagic)

La gala de los premios europeos de la MTV, que se celebró anoche en Düsseldorf, tuvo varias ausencias sonadas: no acudieron buena parte de los nominados más famosos, como Harry Styles, Rosalía o los grupos coreanos Blackpink y BTS. Sí lo hizo la gran ganadora de la noche, Taylor Swift, que se llevó seis premios a casa y posó en la alfombra roja con un vestido enjoyado del diseñador británico David Koma (un guiño a su nuevo single, titulado precisamente ‘Bejewelled’). Aunque los focos se posaron sobre la artista israelí Noa Kirel, semidesconocida en Europa pero toda una estrella en su pais. Con más de un millón de seguidores en Instagram, Kirel representará a Israel en la próxima edición de Eurovisión.

La cantante apareció con un atuendo que, según contaba en su Instagram, era «un mesanje para el mundo»; un conjunto de top, pantalones y guantes estampados con las caras de Kanye West y cadenas con la estrella de David y el símbolo hebreo Jai, como si el artista profesara la religión judía. El traje es obra de la joven diseñadora, también israelí, Yuval Alroey, que ha vestido a Kirel en varias ocasiones. «No siempre se tiene la oportunidad de diseñar algo tan importante, algo que manda un mensaje al mundo entero» , afirmaba en sus redes, en las que agradecía a la empresa de estampación Cadena Fabrics el haberlo hecho posible.No es propable que la cantenta haya pedido a West permiso para estampar su rostro en el traje, algo que, en teoría, es ilegal porque infringe el derecho a la privacidad.

Posteriormente, se vió a Kirel charlar animadamente con Taylor Swift, una de las ‘víctimas’ de West, que tuvo que presenciar en los Grammy de 2009 cómo cuando recogía el premio a mejor videoclip Wet le robaba el micrófono para decir que lo merecía Beyoncé. «Yo hice a esa zorra famosa. Todavía podemos tener sexo», narraba posteriormente el rapero en una de sus canciones.

MTV EMAs 2022 - Show
Kevin Mazur (WireImage)

Hace unas semanas, Twitter e Instagram cancelaban las cuentas del artista hoy conocido como Ye tras afirmar en ambas que los judíos son una «mafia mediática» que le persigue, entre otras declaraciones amenzantes. La liga antidifamación calificó sus afirmaciones como «discurso de odio», unas afimaciones que llegaban para culminar dos semanas de ataques vía redes sociales desde que, el pasado 2 de octubre, West sacara a desfilar en París una camiseta con el mensaje «Las vidas blancas importan». Su actitud antisemita fue la gota que colmó el vaso. Gap, Balenciaga y finalmente Adidas cancelaron sus colaboraciones con el rapero, esta última perdiendo incluso más del 7% de sus ventas de calzado anual. Posteriormente, en una entrevista con Piers Morgan dijo que «no se arrepentía».

A Kanye, que lleva varios días en silencio, le quedan pocos aliados. Uno de ellos es la activista pro Trump Candace Owens, una afroamericana contraria al movimiento Black Lives Matter. Sin embargo, el pasado sábado, el cómico Dave Chapelle enfrentó la cuestión durante su monólogo en ‘Saturday night live’: «no es loco creer que los judíos dirigen el mundo del espectáculo, pero sí es muy loco decirlo en voz alta en el momento actual», afirmó, en un monólogo que empezó con una nota de disculpa al pueblo judió escrita a mano que el cómico leyó para luego apostillas, «y así, Kanye, es como se gana tiempo».

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_