_
_
_
_

El boom de las manicuras y pedicuras se vuelve ecológico

Arreglarse las uñas de manera natural y menos perjudicial para ti y para el medio ambiente es posible, y empieza a ser popular en España.

Kure Bazaar

Con España aún en los albores de la uñamanía llega una nueva manera de hacer las uñas que tiene visos de hacerse fuerte. Son la manicura y pedicura ecológicas, una tendencia especialmente orientada a los esmaltes que, por increíble que suene, se vuelven naturales y mucho más sostenibles. Con ello, también menos perjudiciales para quien lo aplica y quien lo lleva puesto.

¿Cómo algo que colorea las uñas y las deja esmaltadas durante días y que huele a disolvente puede llegar a ser ecológico? La investigación también avanza hasta en el mundo de la cosmética, y hay marcas que han conseguido eliminar la mayor parte de ingredientes nocivos de la formulación de sus lacas para hacerlas más saludables y naturales. Una de ellas es la francesa Kure Bazaar, de las más nuevas del mercado y con una filosofía muy interesante. Hemos hablado con Kartika Luyet, su fundadora, a quien se le ocurrió la idea de crear esmaltes naturales estando embarazada. "Comencé a ser más consciente de lo que comía y de los productos cosméticos que utilizaba; siempre me ha gustado pintarme las uñas pero durante los primeros meses que siguieron al nacimiento de mi hijo evitaba hacerlo por los olores y los componentes químicos", nos cuenta.

Así, junto con un amigo que trabajaba en el mundo de la cosmética se puso a buscar la manera de elaborar esmaltes que tuvieran menos componentes químicos pero, a la vez, que tuvieran colores de temporada y acabados bonitos y duraderos que no tuvieran nada que envidiar a los tradicionales. "Lo primero que hicimos fue eliminar de la composición los cuatro ingredientes más polémicos, de ahí el concepto 4Free de la marca. Son el tolueno, formaldehído, ftalatos y el alcanfor sintético. Además, hasta el 85% de los ingredientes son de origen natural: pulpa de madera, algodón, patata, trigo o maíz reemplazan a los disolventes químicos y a los plastificantes", explica Kartika.

Las ventajas de prescindir de estos ingredientes sintéticos son múltiples. Para empezar, los disolventes son muy volátiles por lo que se reduce notablemente su inhalación, que puede tener efectos muy nocivos para la salud a largo plazo. Además, la uña está más cuidada, menos agredida y con ello se ve menos quebradiza y más saludable.

Pero, ¿estéticamente el resultado es el mismo que con los esmaltes tradicionales? "Necesitamos más de dos años de investigación para crear una fórmula que equilibre los ingredientes naturales con la calidad", confiesa la creadora de Kure Bazaar. "La laca es uno de los productos cosméticos más tóxicos porque precisamente esos ingredientes pesados son los que permiten ampliar las gamas de colores, mejorar la duración o potenciar el brillo. Sin embargo, con un 85 de componentes de origen natural nosotros hemos logrado no comprometer el colorido, la duración ni el brillo", reconoce orgullosa.

Deborah Lippmann, la firma que aúna naturaleza y tendencias en colorido.

Deborah Lippmann

Lo de Kure Bazaar no es una excepción en el mercado de las uñas. Incluso está previsto que la legislación europea cambie en unos meses para eliminar los productos más tóxicos de las formulaciones. "Está claro que no todos van a ir hacia lo natural pero al menos tendrán que eliminar los componentes más nocivos", afirma Kartika. La demanda de los clientes, cada día más exigentes, también está haciendo que proliferen firmas de esmaltes de corte más natural y menos nocivas.

En España la más fácil de conseguir es Essie, que ha aterrizado en España con muchísima fuerza, una variedad de colorido y acabados y gran durabilidad. En sus 25 años de existencia ha conseguido una fórmula sin ftalatos, tolueno ni formaldehído. También podemos adquirir en perfumerías y centros de manicura Deborah Lippmann, la firma celebrity por excelencia que tampoco contiene ninguno de estos tres ingredientes. La británica Nail Girls es 4Free, sus envases son reciclables, no ha sido testada en animales y hasta los veganos estrictos la pueden utilizar. Se vende en exclusiva en JC Apotecari.

La lista empieza a ser larga, y más si nos ponemos a comprar online: Scotch Naturals, Zoya, Priti NYC, Butter London, Sinful Colors, Spa Ritual, Suncoat, Acquarella, Elysambre, Peace Keeper, Santé

Priti NYC, menos tóxicos y todas las tendencias.

Priti NYC

Hasta hace poco, las españolas nos teníamos que conformar con disfrutar de una manicura o pedicura más ecológicas en casa. Pero hace unos meses se inauguró en el madrileño barrio de salamanca el centro Escape, especializado en cuidar de las uñas de manera natural. Para empezar, solo trabajan con marcas naturales: Essie, Deborah Lippmann y Zola para sus esmaltes y Santa Maria Novella y Pure Fiji para los tratamietnos. Hablamos con la creadora de Escape, Marta Allen, trajo este concepto de Nueva York donde no solo lo habitual es hacerse las uñas fuera de casa sino que desde los últimos siete años también en centros más naturales: "Hemos llegado en un momento perfecto porque la gente está mucho más receptiva, consciente de su salud y de todo lo que aplica sobre su cuerpo", explica.

Marta defiende la teoría de que te puedes ver más guapa sin toxinas, sin descuidar unos colores de tendencias, un trabajo meticuloso y un ambiente chic. Sí, porque en Escape se cuida hasta el último detalle durante el tratamiento, desde un local decorado con buen gusto donde la clienta se puede relajar hasta la esterilización con autoclave de todos sus instrumentos.

¿Dónde se puede solicitar un tratamiento de uñas con productos ecológicos? Cada vez más van surgiendo centros en España que, como Escape, adoptan esta filosofía. En Madrid, tenemos Mi Calle en Nueva York donde ya trabajan con Kure Bazaar; Sundara, que realiza mani-pedicuras ecológicas o Twenty Nails, donde también se pueden solicitar estos servicios. En Barcelona, de momento, el Espacio Ecológico de Llongueras ofrece tratamientos eco, entre ellos, de uñas. Y esto es solo el principio de una tendencia que no para de sumar adeptos.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_