Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La juez del crimen de la CAM devuelve el veredicto del jurado popular al apreciar errores

El jurado retomará este sábado las deliberaciones sobre el asesinato de la viuda del expresidente de Caja Mediterráneo

El único acusado por el asesinato de María del Carmen Martínez Miguel López, en la entrada a la última sesión del juicio, el miércoles pasado.
El único acusado por el asesinato de María del Carmen Martínez Miguel López, en la entrada a la última sesión del juicio, el miércoles pasado.

Francisca Bru, la magistrada de Alicante que preside el tribunal del jurado popular del llamado caso Sala, en el que se juzga el asesinato de María del Carmen Martínez, viuda del expresidente de Caja Mediterráneo (CAM) Vicente Sala, ha devuelto este viernes el primer veredicto al considerar que contenía errores y deficiencias. La deliberación, por tanto, se retomará este sábado para intentar corregir los fallos, según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV).

El veredicto del jurado sobre la culpabilidad o no del único acusado, el yerno de la víctima Miguel López, ha sido emitido en torno a las 21.30 y la magistrada Francisca Bru ha convocado a las partes para que estuvieran presentes en el momento en el que ha informado a las seis mujeres y tres hombres del jurado que "tienen que completar una serie de cosas", según el fiscal del caso, José Llor. 

La juez se ha remitido a los artículos 63 y 64 de la Ley del Jurado, que establecen la devolución del acta al jurado por distintas causas. Entre ellas, que no se hayan pronunciado sobre la totalidad de los hechos o sobre la culpabilidad o inocencia del acusado. También recoge el artículo 63 como causa de devolución que no se haya obtenido la mayoría necesaria en la votación (de cinco miembros en caso de inocencia y siete en caso de culpabilidad, en este caso); que los pronunciamientos sean contradictorios o que se haya producido alguna deficiencia en el procedimiento. Por su parte, el artículo 64 establece que al devolver el acta, la magistrada informará las deficiencias encontradas y la manera de subsanarlas.

María del Carmen Martínez recibió dos disparos en la cabeza el 9 de diciembre de 2016, en su propio vehículo, que había ido a recoger en el lavadero del concesionario Novocar, propiedad de la familia Sala y gestionado por el único acusado, su yerno, Miguel López.

La Fiscalía y la acusación particular, que defiende los derechos del hijo de la víctima, Vicente Jesús Sala, piden 24 años de prisión para López por los delitos de asesinato y tenencia ilícita de armas. La defensa solicita su absolución por falta de pruebas.

Durante el juicio se han puesto de manifiesto las diferencias irreconciliables entre la víctima y su hijo primogénito, Vicente Sala Martínez, que ejerce la acusación particular, por un lado, y las tres hermanas de la fallecida y sus cónyuges, por otro.

Estas desavenencias tienen su origen en la gestión de los negocios familiares, que los peritos han cifrado en unos 120 millones de euros, ya que la víctima tenía previsto dar la acción de oro a su primogénito en perjuicio de las tres hermanas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >