Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Garzón no le comunica al Rey el sentido del voto de IU en una posible investidura

Yolanda Díaz, líder de Galicia en Común, anuncia que se abstendrán "en cualquier caso", sin acuerdo de coalición o con un pacto de abstención de la derecha

El rey Felipe VI saluda al líder de Izquierda Unida, Alberto Garzón. En vídeo, declaraciones de Garzón.

Tras 35 minutos reunido con el Rey, Alberto Garzón, líder de IU, no le ha comunicado al "ciudadano Borbón" -como se refiere a Felipe VI- el sentido del voto de su formación. "No hemos hablado de qué votaremos porque está en el campo de la hipótesis. Ni siquiera sabemos si habrá investidura", ha resumido el dirigente tras el encuentro. Hace menos de una semana, Pablo Iglesias, líder de Unidas Podemos, coalición en la que se integra IU, anunció que la posición del grupo confederal sería la abstención si no se alcanzaba un acuerdo de coalición con el PSOE.

Garzón ha aclarado que "la unidad de voto" de Unidas Podemos "no está en juego". Es decir, que en caso de que en el último momento se llegue a un pacto para un Gobierno compartido con los socialistas darán su respaldo. "Lo que no apoyaremos es una investidura sin acuerdo. Así que nuestro voto podría ser la abstención", ha puntualizado. "En función del acuerdo decidiremos lo que votamos".

Poco antes de que el líder de IU diera cuenta ante los medios de su reunión con el Rey, Yolanda Díaz, cabeza visible de Galicia en Común -confluencia inscrita en Unidas Podemos- y miembro del partido de Garzón, además de una de las personas más cercanas a Iglesias, anunciaba que le había comunicado a Felipe VI que los diputados gallegos se abstendrán "en cualquier caso". Esto es, la abstención se contemplará en caso de que no haya acuerdo con el PSOE y en el escenario de que PP y Ciudadanos lleguen a un acuerdo y ambas formaciones se abstengan como ha propuesto este lunes Albert Rivera.

Si finalmente la derecha opta por la abstención, Garzón tampoco ha aclarado qué hará IU. "Si se llega a un acuerdo con la derecha, serán los órganos de IU los que decidan el sentido del voto", ha puntualizado el líder de IU. Como ya sucedió en la investidura fallida de julio, la formación sometió a sus bases el apoyo a un pacto de coalición con el PSOE. Posteriormente, al filo de la segunda votación para la investidura, IU emitió un comunicado en el que comunicaba su decisión de abstenerse (para facilitar la negociación) antes de que Unidas Podemos acordara el sentido de su voto.

Este martes, Jaume Asens, líder de En Comú Podem, la confluencia catalana que forma parte de Unidas Podemos, y Pablo Iglesias se reunirán con el monarca y se terminarán los encuentros del grupo confederal de la ronda de contactos. Por el momento, ambos dirigentes mantienen su posición de abstenerse en caso de que no se llegue a un acuerdo con el PSOE, siempre que implique que ambos partidos compartan el Consejo de Ministros.

En lo que coinciden todas las formaciones que componen Unidas Podemos es en mantener la esperanza hasta el último minuto. "Queda tiempo", ha asegurado Garzón que, a su vez, mostraba pesimismo por la alta probabilidad de volver a las urnas. "El deseo de IU es que el PSOE atienda la demanda de Unidas Podemos para alcanzar un acuerdo de coalición independientemente de las heridas y cicatrices que se hayan generado los últimos cinco meses. Sánchez se equivocaría y mucho en ir a elecciones por su incapacidad de llegar a acuerdos", ha explicado.

El líder de IU le ha reclamado a Sánchez cesiones con el argumento de que Iglesias se echó a un lado cuando el presidente en funciones aseguró en julio que el líder de Podemos era "el principal escollo para la negociación". "La cesión de Iglesias requiere de una cesión en el otro lado de las mismas características". Garzón le ha recordado a Sánchez el caso andaluz. "Susana Díaz adelantó elecciones porque tenía encuestas que le decían que iba a volver a ganar", ha relatado. "Pero hubo una gran abstención de la izquierda y ahora gobiernan las tres derechas reaccionarias. Las encuestas son especulaciones, no hay garantías".

“No tiramos la toalla hasta el último momento. Tenemos toda la predisposición”, ha dicho la mañana del lunes Noelia Vera diputada y portavoz de la dirección del partido. “Esperamos que [Felipe VI] haga entender a Sánchez lo que ha entendido España: el bipartidismo se ha acabado y el próximo Gobierno será de coalición progresista o de derechas”, ha subrayado la dirigente.

La dirección espera la llamada del PSOE. Si no se produjera, este martes Iglesias le comunicará al Rey que su grupo confederal se abstendrá. Sin el apoyo de Unidas Podemos, Sánchez no tiene el respaldo suficiente para sacar adelante una investidura. Por tanto, como ya anunció el presidente, si Felipe VI le encarga la formación de Gobierno, rechazará el mandato y el monarca activará el mecanismo constitucional por el que se disuelven las Cortes y se convocan nuevas elecciones generales.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información