Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE ultima un acuerdo para la Mesa del Congreso sin Vox ni independentistas

Los socialistas tendrán 3 puestos; mientras que PP, Cs y Unidas Podemos obtendrán 2 cada uno

La vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra, durante una conferencia de prensa, este miércoles 8 de mayo.

El PSOE no ha ofrecido a los independentistas un puesto en la Mesa del Congreso a cambio de su apoyo en la investidura de Pedro Sánchez para la presidencia del Gobierno. Este fue el planteamiento inicial del secretario general del PSOE, como adelantó EL PAÍS el pasado 5 de mayo y así se mantiene hasta hoy. La negociación está prácticamente cerrada y se ha realizado entre el PSOE, PP, Ciudadanos y Unidas Podemos. Los socialistas tendrán 3 puestos; y dos cada uno de esos tres partidos. La negociación está muy avanzada tras las negociaciones de la portavoz socialista, Adriana Lastra, con el secretario general del PP, Teodoro García-Egea; el secretario general del grupo parlamentario de Ciudadanos, Miguel Ángel Gutiérrez, y la portavoz de Unidas Podemos, Irene Montero. Las Mesas se constituirán el 21 de mayo en el Congreso y en Senado.

Los socialistas quieren garantizarse la mayoría en ese órgano de gobierno de la Cámara para no estar sujetos a sobresaltos. Esa mayoría, la quieren garantizar con Unidas Podemos, con los que sumarán 5 puestos, frente a los 4 que ocuparán PP y Ciudadanos. Al revés de lo que ocurrió en la legislatura pasada. Vox no estará en la Mesa del Congreso. La intención del grupo socialista, ahora dirigido por la vicesecretaria general, Adriana Lastra, que probablemente repetirá en el puesto de portavoz, cuando se constituya los grupos y sus direcciones, es hablar con los grupos nacionalistas, singularmente con el PNV, pero no para estar en la Mesa del Congreso.

Las mesas de las comisiones de las cámaras es otro paquete a negociar en el que sí estarán los nacionalistas. Lastra ha mantenido ya conversaciones con el próximo portavoz de ERC, Gabriel Rufián, y con la portavoz, por ahora, del PDeCAT, Miriam Nogueras. El diálogo con el PNV es con su portavoz, Aitor Esteban .

La Mesa está prácticamente hecha, según ha reconocido la vicepresidenta el Gobierno en funciones, Carmen Calvo, en el Congreso. “En la Mesa no tienen que estar representados todos los grupos parlamentarios. Es en la Junta de Portavoces donde tienen que estar todos”, ha señalado Calvo. La portavoz de Unidas Podemos, Irene Montero, sigue la línea de discreción de esa fuerza política para no hablar de las negociaciones en curso hasta que no estén cerradas. El líder de la formación, Pablo Iglesias, ha expresado su convicción de que el PSOE y su formación van a “gobernar juntos”. “Habrá que hacer muchos esfuerzos, habrá momentos peores y mejores, habrá presiones, pero gobernaremos juntos", ha augurado Iglesias.

Qué hacen la Mesa y la Junta de Portavoces del Congreso

La elección de la Mesa del Congreso es vital para los partidos con representación parlamentaria. Como órgano rector del funcionamiento de la Cámara, el Reglamento del Congreso le otorga grandes poderes, que van desde decidir qué partido se puede constituir en grupo parlamentario hasta la distribución de despachos. Pero su labor más importante es que califica y decide qué iniciativas se admiten a trámite y cuáles no, desde preguntas parlamentarias hasta proposiciones de ley.

Además, programa las líneas generales de actuación de la Cámara, como "fijar el calendario de actividades del Pleno y de las Comisiones para cada período de sesiones y coordinar los trabajos de sus distintos órganos, todo ello previa audiencia de la Junta de Portavoces". Todas sus funciones están delimitadas en los artículos 30 a 35 del reglamento de la Cámara.

Por su lado, la Junta de Portavoces, reúne a los portavoces de los diferentes grupos parlamentarios y tiene como función principal elaborar el orden del día de los plenos del Congreso, un papel clave para el discurrir de la vida legislativa. Este órgano toma las decisiones por voto ponderado, es decir, que el voto de cada portavoz equivale al número de diputados del grupo al que representa. Cada vez que se reúne, da cuenta de ello al Gobierno para que envíe, si lo estima oportuno, a un representante, según el artículo 39 del Reglamento.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información