Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Técnicos del CSIC agilizan la exhumación de dos republicanos enterrados en el Valle de los Caídos

El organismo ve posible acceder a la zona donde se cree fueron inhumados los hermanos Lapeña. Patrimonio Nacional encarga un informe sobre el resto de criptas

Manuel Lapeña, primero por la izquierda, sostiene una fotografía de su padre junto a otros familiares en su casa de Zaragoza.
Manuel Lapeña, primero por la izquierda, sostiene una fotografía de su padre junto a otros familiares en su casa de Zaragoza.

Manuel Lapeña, de 94 años, batalla para sacar a su padre, llamado como él, y a su tío, del Valle de los Caídos. "¡Es un insulto que esté enterrado con el asesino!", explicaba a EL PAÍS. Tras ser fusilado y arrojado a una fosa en 1936, su cuerpo fue trasladado sin el consentimiento familiar al mausoleo.  Su abogado, Eduardo Ranz, solicitó la exhumación de los restos, y tras muchos tiras y aflojas, un recurso en la Audiencia Nacional y otro ante el Supremo, obtuvieron una sentencia firme que obligaba a intentarlo. Patrimonio Nacional ha recibido ya el informe que encargó al CSIC para examinar el estado del lugar donde se cree que fueron inhumados los hermanos Lapeña y concluye que es posible acceder al mismo, lo que hará "cuanto antes", posiblemente, a mediados de julio. La exhumación podría coincidir con el traslado de los restos de Franco, ya que, como adelantó EL PAÍS, el Gobierno quiere mover la tumba del dictador fuera del mausoleo para democratizar el Valle de los Caídos.

Los restos se encuentran "con alta probabilidad" en el nivel tres de la cripta adyacente a la Capilla del Sepulcro, en el mausoleo.  "Con determinados límites impuestos por el estado de conservación", el instituto Torroja del CSIC, ve posible acceder al lugar y solicita dictamen al Consejo Médico Forense para que dictamine "el procedimiento para la localización, identificación y en su caso, exhumación de los hermanos Lapeña".

En las criptas del mausoleo están enterradas más de 33.800 personas, entre ellas, republicanos fusilados, arrojados a fosas comunes y trasladados al Valle de los Caídos sin el consentimiento de sus familias.Los forenses enviados por el Gobierno en varias ocasiones para examinar el interior de las criptas advirtieron de que, en algunos casos, filtraciones de agua habían deshecho las cajas de madera en la que eran inhumados los cuerpos y apilado los restos. El informe encargado por Patrimonio Nacional al CSIC da ahora esperanza a la familia Lapeña.

Patrimonio Nacional también va a encargar un informe sobre el estado estructural del conjunto de las criptas adyacentes a la basílica del Valle de los Caídos y sus columbarios.

Para determinar la posibilidad de acceso a la zona donde se cree fueron inhumados los hermanos Lapeña, los técnicos trabajaron con un videoscopio. En total, siete familias han solicitado la exhumación en el Valle de los Caídos de los restos de ocho parientes. Seis de ellos corresponden a víctimas del bando republicano y dos al bando nacional.

Más información