Los ‘exconsellers’ buscan convencer a Llarena de que no volverán a incumplir la ley para que les deje libres

Junqueras y el resto de encarcelados no conocerán la resolución del juez hasta el lunes

Tribunal Supremo, donde hoy declaran los exconsellers presos y 'los Jordis'.
Tribunal Supremo, donde hoy declaran los exconsellers presos y 'los Jordis'.CARLOS ROSILLO

Los diez investigados por rebelión en el proceso independentista que están en prisión intentarán este viernes convencer al juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena de que les deje en libertad. Para ello, tendrán que hacerle ver que no existe riesgo de fuga, ni de destrucción de pruebas o reiteración delictiva, los tres aspectos que determinan la medida cautelar de encarcelamiento preventivo. No será hasta el próximo lunes 4 de diembre, sin embargo, cuando se resuelva si quedan en libertad provisional, según ha manifestado el magistrado al comienzo de la declaración.

Más información
Toda la información al minuto sobre la situación en Cataluña
Cargos imputados por el Tribunal Supremo
In English: Jailed figures from pro-Catalan independence drive to request release

Los primeros en declarar han sido Oriol Junqueras y Raül Romeva. Han sido comparecencias cortas, de unos 20 minutos cada uno, y les han seguido Carles Mundó, Dolors Bassa, Joaquim Forn, Meritxell Borràs y Josep Rull. Completan la ronda Jordi Turul, Jordi Cuixart y Jordi Sànchez.

Junqueras y Romeva no han respondido al fiscal, según fuentes jurídicas. Borrás y Forn sí han contestado a las preguntas de la Fiscalía, Bassa a bastantes y Mundó a algunas. Todos se han ceñido a las cuestiones que ya mantuvieron en sus escritos. Rull ha respondido a todos también, menos a Vox.

Los diez han sido trasladados por la mañana a Madrid desde la cárcel (los seis exconsejeros hombres desde Estremera; las mujeres, desde Alcalá de Henares; y Sànchez y Cuixart, desde Soto del Real). Como en el Tribunal Supremo no hay calabozos, los presos son conducidos a la sala de custodia de la Audiencia Nacional, situada a escasos metros de la sede del alto tribunal. Desde allí se les ha trasladado en coche, de dos en dos, en el orden en el que el juez ha decidido tomarles.

Después de que el alto tribunal asumiera el pasado viernes la causa por rebelión, sedición y malversación, los exconsejeros y los expresidentes de ANC y Òmnium habían pedido comparecer ante Llarena para que el Supremo revisara las medidas cautelares impuestas por la Audiencia Nacional y valorara la posibilidad de dejarles en libertad. En el escrito presentado ante el alto tribunal, los abogados de los encarcelados solicitaban que la comparecencia se centrara solo en revisar la prisión incondicional decretada por la Audiencia, sin profundizar en los delitos que les atribuye la Fiscalía.

Según del escrito de la citación dictado por Llarena, el magistrado ha accedido a esta petición y las comparecencias podrán limitarse a responder a las preguntas que los fiscales y el juez consideren necesarias para valorar si se les puede conceder la libertad condicional. Según han adelantado los abogados de los encarcelados, solo la exconsejera de Gobernación, Meritxell Borràs (PDeCAT), la única de los ex altos cargos presos que no concurre en ninguna lista del 21-D, se presentará ante Llarena con la intención de hacer una declaración extensa que entre en el fondo de los delitos de rebelión, sedición y malversación de los que se le acusa.

El resto de los encarcelados (con la excepción del presidente de Òmnium) concurren a las elecciones catalanas en puestos de salida de algunas de las listas independentistas y consideran, según los escritos que han ido presentando ante el juez, que tienen derecho a hacer campaña fuera de la cárcel. La campaña electoral comienza el próximo martes 5 de diciembre por lo que, si Llarena decide dejarles en libertad tras tomarles declaración este viernes, podrán hacer toda la campaña ya lejos de la prisión.

Los exconsejeros y los presidentes de ANC y Òmnium aspiran a que el magistrado actúe de la misma forma que lo hizo el pasado 9 de noviembre, cuando optó por imponer fianzas asumibles para eludir la cárcel a cinco de los seis exmiembros de la Mesa del Parlament a los que tomó declaración (al sexto lo dejó en libertad sin fianza) en contra del criterio de la Fiscalía, que pedía prisión incondicional para Carme Forcadell y otros tres miembros de la Mesa. Llarena tomó aquella decisión, en contra del criterio de la Fiscalía, después de que, durante la vistilla de medidas cautelares todos los investigados acataran el artículo155 de la Constitución y aseguraran que si seguían en política lo harían sin volver a saltarse la Constitución. Los líderes independentistas encarcelados han ido avanzando en los escritos presentados ante el Supremo que ellos también acatan el 155 y que renuncian a la vía unilateral para lograr la independencia de Cataluña. Este viernes lo repetirán ante Llarena para intentar que les deje en libertad.

Sobre la firma

Reyes Rincón

Redactora que cubre la información del Tribunal Supremo, el CGPJ y otras áreas de la justicia. Ha desarrollado la mayor parte de su carrera en EL PAÍS, donde ha sido redactora de información local en Sevilla, corresponsal en Granada y se ha ocupado de diversas carteras sociales. Es licenciada en Periodismo y Máster de Periodismo de EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS