Independencia de Cataluña

Santi Vila busca otro partido

El exconsejero, desde ayer en libertad bajo fianza, intenta retomar la vida política al margen del PDeCAT

Santi Vila abandona la cárcel de Estremera, tras pagar la fianza de 50.000 euros que le impuso la juez.Carlos Rosillo

Santi Vila, exconsejero de Empresa de la Generalitat, salió ayer a mediodía de la prisión madrileña de Estremera tras pagar la fianza de 50.000 euros que le impuso la juez de la Audiencia Nacional Carmen Lamela. A la salida del centro penitenciario quiso dirigirse al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y a los presidentes del Congreso, Ana Pastor, y del Senado, Pío García-Escudero, para que tomen la “iniciativa política” porque, según el exconsejero, “este problema no puede resolverse en los tribunales, solo desde la política”. Pese a haber quedado en libertad bajo fianza, el futuro político de Santi Vila queda ahora en cuestión, ya que las bases de su partido, el PDeCAT, le reprochan falta de compromiso con la independencia por haber dimitido del cargo justo antes de que esta se votara en el Parlament la semana pasada.

Más información

Vila era considerado hasta el pasado martes como el sustituto natural de Carles Puigdemont y la dirección del PDeCAT veía con buenos ojos una candidatura encabezada por él. Sin embargo, la reunión del consejo del partido celebrada ayer dejó claro que Vila ya no cuenta con el apoyo de su formación. Algunos dirigentes del PDeCAT verbalizaron su malestar con el exconsejero porque consideran que tras dimitir se distanció de manera excesiva de la acción del Gobierno en el que había participado hasta el penúltimo día.

De hecho, Vila afirmó la semana pasada que mientras fue consejero no dio ningún paso para preparar las llamadas “estructuras de Estado”. El desmarque de Vila respecto al resto de exconsejeros continuó el lunes a la hora de ir a declarar ante la Audiencia Nacional. Contrató su propio abogado, el penalista Pau Molins, y se defendió ante la juez asegurando que él siempre ha rechazado la independencia unilateral.

Vila era también el hombre que convenía al PDeCAT si quería desmarcarse del plan independentista. Sin embargo, con buena parte del antiguo Gobierno en prisión, lo que quieren ahora los exconvergentes es intentar una lista única con otras fuerzas soberanistas. En este caso, Santi Vila no daría el perfil deseado.

La opción que se plantea ahora el exconsejero es activar una nueva plataforma electoral con la que intentaría seguir la estela de dirigentes como el presidente francés, el exsocialista Emmanuel Macron. Vila apuesta por esta vía para defender un independentismo “dentro de la legalidad”, alejado del unilateralismo de la CUP e intentando recuperar un espacio centrado dentro del catalanismo político. En ese espacio intentaría rascar votos entre el electorado independentista desencantado por los últimos acontecimientos, pero también en el del PSC, con parte de las bases molestas por el apoyo de los socialistas al artículo 155 de la Constitución.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

EmagisterMÁSTER MÁS DEMANDADO

Lo más visto en...

Top 50