Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno denuncia “comportamientos mafiosos” en Cataluña contra la Policía y la Guardia Civil

Rafael Hernando afirma que “la CUP, ERC y alguno más están deseando que haya muertos en Cataluña”

Soraya Sáenz de Santamaría atiende a los medios a su llegada a la inauguración de una cumbre de turismo. Mariscal EFE

Soraya Sáenz de Santamaría, la vicepresidenta del Gobierno, ha mostrado este martes la indignación del Gobierno por el trato que están recibiendo los policías y guardias civiles desplazados a Cataluña y ha denunciado los “comportamientos mafiosos” que a su juicio están empleando distintos Ayuntamientos independentistas contra esos efectivos.

¿La situación en Cataluña está controlada?, le han preguntado esta mañana los periodistas a la salida de un congreso de Turismo. "Absolutamente, ayer recibí el siguiente mensaje de la Guardia Civil: debido a una reunión que hemos tenido con responsables del ayuntamiento de Pineda del Mar, nos vemos obligados bajo amenaza de cerrarnos los hoteles durante cinco años, a desalojar el contingente de policías nacionales de nuestros hoteles", ha denunciado la vicepresidenta. Las escenas de tensión que se han sucedido en las calles catalanas durante la noche del lunes, con comisarías rodeadas por manifestantes, han llevado a que Mariano Rajoy convocara esta mañana una reunión para analizar la situación con la vicepresidenta y Juan Ignacio Zoido, el ministro de Interior.

“No vamos a tolerar comportamientos mafiosos de los ayuntamientos en Cataluña”, ha dicho Sáenz de Santamaría, que ha cargado duramente contra el presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y sus socios, a los que ha acusado de “echar a sus seguidores a la calle para impedir” que se cumpla la ley y se respete la Justicia.

Sáenz de Santamaría, en sus declaraciones, se refería a una nota que circula firmada por el gerente de un hotel donde asegura que han desalojado a las fuerzas de seguridad porque su ayuntamiento les amenazaba con el cierre cinco años. Además, en al menos dos localidades catalanas, Calella (Barcelona) y Figueres (Girona), los agentes de la Policía Nacional y la Guardia Civil se vieron forzados a abandonar los hoteles en los que se hospedaban. Según EFE, recibieron gritos, insultos y abucheos con los que pretendían impedir su descanso y en los que se les increpaba con gritos de "fuera las fuerzas de ocupación".

El Gobierno, ha dicho la vicepresidenta, está para “defender los derechos y las libertades del conjunto de los españoles, que han sido sistemáticamente pisoteados por la Generalitat”. En una línea aún más dura se ha expresado Rafael Hernando, el portavoz del PP en el Congreso. “La CUP, ERC y alguno más están deseando que haya muertos en Cataluña”, ha dicho en una entrevista en RNE. Además, el PP ha emitido un comunicado expresando su “respaldo a la sociedad catalana no independentista, y mayoritaria, que está sufriendo el hostigamiento por parte de un sector de la sociedad catalana alentada por el Govern y sus socios”.

Sáenz de Santamaría también ha subrayado que en La Moncloa se contemplan todos los escenarios para frenar a los secesionistas, incluyendo el de aplicar el artículo 155 de la Constitución, que permitiría al Ejecutivo “obligar” a la Generalitat a cumplir la ley. No obstante, Sáenz de Santamaría ha subrayado que esa medida requiere del apoyo del resto de fuerzas políticas. Esa afirmación supone toda una aclaración sobre la estrategia de Mariano Rajoy, el presidente del Gobierno: aunque el PP tiene mayoría absoluta en el Senado, lo que le permitiría activar en solitario esa previsión constitucional, no quiere hacerlo sin el apoyo del PSOE y de Ciudadanos.

El partido de Albert Rivera ya ha garantizado su respaldo, e incluso ha pedido a Rajoy en público que actúe de inmediato para convocar elecciones autonómicas. No es ese el caso del PSOE, principal partido de la oposición, que prefiere que actúe el Tribunal Constitucional. Sin el apoyo de los socialistas, reconocen fuentes de la dirección del PP, es “muy difícil” activar el artículo 155 de la Constitución.

Los Mossos d'Esquadra, a través de su cuenta de Twitter, han pedido a la ciudadanía "no contribuir a la crispación". En su mensaje ha urgido a "respetar los lugares sonde se alojan las fuerzas policiales".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información