Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Congreso votará el martes reprobar a Catalá, Maza y Moix

El PSOE presenta la insólita moción, que en principio solo rechaza el PP

El portavoz del PSOE, Antonio Hernando.
El portavoz del PSOE, Antonio Hernando.

El pleno del Congreso votará el martes y es muy posible que apruebe la reprobación del ministro de Justicia, Rafael Catalá; del fiscal general del Estado, José Manuel Maza, y del fiscal jefe Anticorrupción, Manuel Moix.

Es una moción consecuencia de interpelación que ha presentado el PSOE y, en principio, solo tiene el rechazo radical del PP. Tiene un valor simbólico y político, no ejecutivo, pero nunca antes se había aprobado en el pleno una moción así. Nunca antes se han reprobado ministros en activo en el pleno y nunca antes antes se ha reprobado en el Congreso a dos responsables clave de la cúpula fiscal. Jorge Fernández Díaz, exministro del Interior, fue reprobado en comisión cuando ya estaba en funciones y Magdalena Álvarez, exministra de Fomento, fue reprobada por el Senado.

El texto de los socialistas alude a las “responsabilidades políticas del ministro de Justicia como consecuencia de las maniobras que se han producido en el seno del Ministerio Fiscal dirigidas a obstaculizar determinadas causas judiciales contra la corrupción y de las propias actuaciones del ministro en relación con estas causas”.

Deberá pasar por el trámite de calificación de la Mesa del Congreso. Los grupos, salvo el PSOE como proponente y el PP que apoya a los tres, no tienen fijada su posición en la votación del martes, pero todos los demás partidos fueron muy críticos con el ministro y el fiscal general en sus comparecencias en la Comisión de Justicia del miércoles. Lo fueron los portavoces de Podemos, Pablo Iglesias e Irene Montero, y lo fue el de Ciudadanos, Ignacio Prendes, que habló de “tomadura de pelo”.

La moción se refiere a las “reiteradas injerencias del ministro de Justicia para obstaculizar la ación de la Justicia en las causas judiciales por delitos relacionados con la corrupción en las que resultan investigados cargos públicos y otros miembros del PP, los nombramientos promovidos por el ministerio fiscal para favorecer los intereses de los investigados en estas causas, las maniobras que se han acreditado en el seno del Ministerio Público dirigidas a obstaculizar la actuación de los propios fiscales encargados de las mismas y las graces consecuencias que estas inaceptables actuaciones suponen para el funcionamiento de la Justicia y el estado de derecho”.

A Catalá le imputa “su responsabilidad directa es estos nombramiento”, “injerencia en estas causas judiciales y actuaciones que menoscaban la confianza de los ciudadanos en el ministerio Fiscal y dificultan el trabajo de los miembros de esta institución que luchan cada día contra la corrupción”.

A Maza se le imputa “incumplimiento grave y reiterado de sus funciones” y se insta al Gobierno a destituirle.

Y para Moix se pide su remoción en el cargo.

Más información