Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra
Partido Popular

La gestión en Madrid y las propuestas para Cataluña abren tensiones en el PP

Xavier García Albiol y Cristina Cifuentes se han convertido en dos voces diferenciadas en el seno de los populares

Cristina Cifuentes y Xavi García Albiol, el domingo en El Escorial. Ampliar foto
Cristina Cifuentes y Xavi García Albiol, el domingo en El Escorial. EFE

Cristina Cifuentes y Xavier García Albiol se han convertido en dos voces diferenciadas dentro del discurso del Partido Popular. Los dos líderes autonómicos han adoptado o propuesto medidas de gestión distintas a las de su formación al recuperar la atención médica para los emigrantes sin papeles en Madrid o admitir límites para la solidaridad de Cataluña con la hucha común, respectivamente. La particular situación del PP en ambas Comunidades marca esas diferencias: Cifuentes necesita el apoyo de Ciudadanos y Albiol busca recuperar terreno antes del 27-S.

El contexto electoral en el que el PP acude a las elecciones catalanas y generales, definido por las malas previsiones para el 27-S, la pronosticada pérdida de la mayoría absoluta y la aparición de un partido que por primera vez le disputa los votantes de centro (Ciudadanos), ha espoleado la búsqueda de soluciones en el partido de Génova. Eso ha fomentado la aparición de nuevas propuestas, además de las consecuentes tensiones internas, aunque en la formación esperan que la publicación del programa electoral sirva como aglutinador.

“Es normal que en estos momentos haya personas que den su opinión desde su cargo y que haya propuestas en una situación preelectoral, con un programa sin definir todavía”, opinó Rafael Hernando, portavoz del PP en el Congreso. “A veces se exageran los matices. En el fondo todo el mundo tiene claro el proyecto del PP, que es el que está sacando a España de la crisis”.

Cifuentes y Albiol, las dos voces con acento propio dentro del PP, coincidieron el domingo en El Escorial (Madrid). La sintonía entre ambos quedó reflejada en los discursos y los gestos. El líder catalán del PP incluso llegó a exponer su propósito de seguir las políticas de Cifuentes en Cataluña.

Diputados y senadores del PP redactarán el programa electoral

Los diputados y senadores del PP formarán parte del núcleo redactor del programa electoral del partido para las próximas elecciones generales, según avanzó ayer Andrea Levy, vicesecretaria de Estudios y Programas.

La formación espera tener listo un primer borrador para el 15 de septiembre. Levy se reunió ayer con los portavoces de los grupos populares en el Congreso y el Senado, Rafael Hernando y José Manuel Barreiro, respectivamente, y a los portavoces de las comisiones de ambas Cámaras, así como el coordinador de Estudios, José María Beneyto. El PP también ha solicitado a los afiliados que envíen sus propuestas</CW>.

La presidenta de Madrid trabaja en la Comunidad con la flexibilidad a la que le obliga depender de Ciudadanos para mantenerse en el poder. Pese a que hace un mes votó en contra de devolverle la atención sanitaria a los inmigrantes sin papeles, la abstención de la formación emergente y el voto afirmativo del resto de fuerzas le llevaron a implantarla. Eso alineó a Madrid con las seis Autonomías que han devuelto o quieren devolver la asistencia sanitaria a los inmigrantes irregulares, y a las que el Ejecutivo advirtió de posibles sanciones. En Cataluña el escenario es otro. Aunque fuentes del PP consultadas por este diario se mostraron en contra de limitar “la solidaridad de Cataluña”, como propuso García Albiol en una entrevista con EL PAÍS, el partido concede a su candidato margen de maniobra para que intente ganar terreno en las encuestas.

Así explica la situación Pablo Casado, cuyo nombramiento como vicesecretario de Comunicación, igual que los de Andrea Levy (Estudios y Programas), Fernando Martínez Maíllo (Organización) y Javier Maroto (Sectorial) fue el primer paso del PP para renovar su discurso y recuperar la iniciativa política tras los malos resultados del 24-M.

Críticas del PSOE

“Si tú sacas más gente al terreno de juego, puede que tengas menos uniformidad en el esquema del míster,pero probablemente también tengas más oportunidad de gol. No diré que es premeditado, que queremos que se perciba que hay distintos matices, pero no nos importa”, argumentó. “A diferencia de la izquierda en general, pero sobre todo de la nueva izquierda de Podemos, con discursos muy monolíticos, no somos así”, siguió. “Hay unidad en el mensaje sustancial. Es el presidente quien sigue eligiendo las candidaturas y quien hace los programas electorales. ¿Que luego ese mensaje tiene sus matices? Si no, seríamos una secta”.

El PSOE, por su parte, ve en la aparición de esas nuevas voces un ejemplo del “nerviosismo”. “Hay falta de liderazgo y falta de proyecto de país. Se ha puesto de manifiesto en la reforma constitucional [que el PP no llevará en su programa]”, opinó Antonio Hernando, portavoz del PSOE. “Otras contradicciones, como la de la sanidad para los inmigrantes, se deben a que hay algunas Comunidades que se han dado cuenta de la crueldad de la medida”.