Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El gasto medio por universitario varía hasta en 4.000 euros entre regiones

Las universidades públicas presenciales destinan 6.480 euros por cada estudiante

Gasto universidades Ampliar foto
La Universidad del País Vasco destina 9.312 euros por alumno.

Las universidades públicas presenciales gastan, de media, 6.480 euros por cada alumno, aunque las diferencias entre las comunidades autónomas pueden llegar hasta los 4.000 euros. País Vasco es la región que más fondos destina por estudiante, concretamente 9.312 euros; Baleares, la que menos, con 5.277 euros. Los datos son parte de un informe presentado esta semana por la Fundación Conocimiento y Desarrollo (CyD), con cifras del curso 2013-2014.

El documento, titulado La contribución de las universidades españolas al desarrollo, incluye un análisis económico elaborado con datos de dos fuentes: 47 universidades públicas presenciales y el Ministerio de Educación. El estudio de la Fundación CyD, presidida por Ana Botín e integrada por algunas de las empresas más grandes de España, concluye que el gasto total del sistema universitario público presencial ascendió a 8.761 millones de euros, 12,2% menos respecto a 2009 —un año después de que empezaran los recortes en el gasto público a causa de la crisis— y 1,4% menos respecto a 2012.

Gasto por alumno en las universidades públicas de España

El 62,7% de los gastos universitarios corresponde a personal. El indicador que la Fundación CyD ha empleado para llegar a estas cifras es el de la ratio entre el conjunto de los gastos corrientes de cada institución y el número de estudiantes. Es decir, la suma de los gastos de personal, los gastos corrientes en bienes y servicios, los gastos financieros y las transferencias corrientes de cada institución, un valor que después se ha dividido por el número de alumnos.

Así, las universidades que más dinero destinan por alumno son la del País Vasco (9.312 euros) y la Politécnica de Cataluña (9.101 euros), seguidas de la Pública de Navarra, la Carlos III de Madrid, la Rovira i Virgili y la de La Rioja, con cantidades que oscilan entre los 8.000 y 9.000 euros por estudiante. En el extremo opuesto está la Universidad Rey Juan Carlos, con un gasto de 3.053 euros por alumno. A continuación, con cifras que se mueven entre los 4.900 y los 5.250 euros, están las universidades de Jaén, Málaga y León.

Las Universidad del País Vasco y la Politécnica de Cataluña tienen más gastos corrientes por alumno

Por comunidades, Navarra (8.355 euros) y La Rioja (8.052 euros) son las que más dinero destinan por alumno después de País Vasco, la líder de la lista. Las regiones que menos son Extremadura (5.352 euros) y Andalucía (5.505 euros), después de Baleares.

"Los ingresos corrientes de las universidades, que provienen mayoritariamente del Estado, han bajado en todas las comunidades desde 2009", destaca el catedrático Martí Parellada, coordinador general de Informes de la Fundación CyD. Los ingresos totales alcanzaron los 8.899 millones de euros en 2013, un descenso del 14,3% respecto a los de 2009 y del 0,5% frente a los de 2012.

¿Cómo se cubre el hueco? Paralelamente, según los resultados del estudio, las universidades también empezaron a ingresar más por tasas y precios públicos (matrículas, fundamentalmente). "La política que observamos es la de aumentar los precios públicos y reducir las transferencias del Estado", añade Parellada antes de destacar otro punto: "Todas las comunidades han disminuido los ingresos corrientes de las universidades y muchas, la mayoría, han aumentado los ingresos universitarios a través del cobro de matrículas y tasas, es decir, del dinero que sale de los alumnos y sus familias". 

Las universidades catalanas y madrileñas ingresan más dinero por tasas y matrículas en relación con el número de alumnos

Las universidades que más dinero ingresaron por tasas y precios públicos en relación con el número de alumnos fueron catalanas y madrileñas: la Politécnica de Cataluña, la Autónoma de Barcelona, las de Alcalá, Lleida y Barcelona, la Politécnica de Madrid y la Carlos III de Madrid, con más de 2.500 euros por estudiante.

De hecho, los precios públicos universitarios —las matrículas y tasas que pagan los alumnos— han subido un 66% en los grados ofertados en Cataluña y la Comunidad de Madrid durante el curso que está por terminar (2014-2015) en comparación al periodo 2011-2012. Son 46 puntos más que la media nacional, que alcanza el 20,3%.

De hecho, los precios públicos de los grados ofertados en Cataluña y la Comunidad de Madrid —básicamente, matrículas y tasas— han subido un 66% durante el curso 2014-2015 en comparación al periodo 2011-2012. Son 46 puntos por encima de la media nacional.

En el otro extremo están las universidades de A Coruña y Las Palmas de Gran Canaria, con menos de 1.000 euros por alumno. Aunque en el último estudio no han profundizado en este aspecto, Parellada considera lógico que, si los estudios cuestan más y las becas no aumentan, "hay menos incentivos para matricularse, más dificultades e inequidad en el acceso a la enseñanza superior".