Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy elabora desde 2012 su propio plan secreto antiyihadista

El Gobierno desarrolla la estrategia antirradicalización que abrió Zapatero

Dos policías en el aeropuerto Adolfo Suárez. Ampliar foto
Dos policías en el aeropuerto Adolfo Suárez.

El Gobierno lleva dos años preparando de manera discreta una estrategia integral contra la radicalización de islamistas, que preveía haber aprobado el año pasado y que desarrolla el plan que el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero aprobó en secreto en 2010. El Informe Anual de Seguridad Nacional de 2103 —elaborado por el Departamento de Seguridad Nacional, que creó y preside Mariano Rajoy— subraya cómo el actual Ministerio del Interior y el Centro Nacional de Coordinación Antiterrorista (CNCA) tenían previsto haber aprobado el año pasado el Plan Estratégico Nacional de Lucha contra la Radicalización Violenta. Ahora, los atentados de Francia han dado empuje para llevar adelante con mayor celeridad los planes contra el yihadismo (especialmente contra los retornados de zonas de combate) que ya tenía casi a punto el departamento de Jorge Fernández Díaz.

El plan aprobado por Zapatero preveía su desarrollo durante tres años y su revisión posterior. A partir de la llegada de Rajoy a La Moncloa, el Gobierno revisó la Estrategia contra el Terrorismo Internacional y la Radicalización (así se llamó el plan de los socialistas, contenido en 90 páginas con el sello de confidencial), a la que añadió una palabra: integral.

El CNCA desarrolló a partir de entonces un “sistema prospectivo para estudiar los factores que inciden en cualquier tipo de radicalización, conocer el estado de situación y evolución de estos factores y optimizar y rentabilizar la capacidad de intervención social y policial sobre los grupos de riesgo”. Esta iniciativa fue presentada ante la UE y a Estados Unidos.

El Informe Anual de Seguridad Nacional —una radiografía completa de los riesgos y retos a los que se enfrenta la Seguridad Nacional realizada en España— recoge el desarrollo del llamado “Plan Estratégico Nacional de Lucha contra la Radicalización Violenta: un marco para el respeto y el entendimiento común (PEN­LCRV), cuya aprobación se preveía para 2014. Este es el nombre del proyecto estratégico que el Ministerio del Interior pretende ahora que el Consejo de Ministros apruebe con la mayor brevedad.

El nuevo plan parte de la constatación de que en España operan las redes de reclutamiento yihadista

El nuevo plan parte de la constatación de que en España operan las redes de reclutamiento yihadista para enviar a jóvenes a combatir en Malí y Siria, y de que el retorno de esos combatientes es un peligro potencial para la seguridad nacional. Sin embargo, la estrategia integral apenas recoge un par de líneas sobre los procesos de radicalización y reclutamiento de jóvenes a través de las redes sociales.

El documento ya añade la posibilidad de la reintroducción de los controles fronterizos en el espacio Schengen en caso de agravamiento de “los desajustes derivados del derecho de libre circulación”. Y preveía la elaboración del llamado “Plan Transversal Específico de Actuación y Cooperación en la Lucha contra el Terrorismo Internacional en el área del Magreb-Sahel”.

Interior defiende en la UE el macrofichero

J. D.

El secretario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, pidió este martes en Estrasburgo que el Parlamento europeo dé via libre a la implantación del macrofichero de viajeros de avión, el llamanado Passenger Name Record (PNR), como instrumento eficaz en la lucha contra el yihadismo. Este fichero es impulsado con ahínco por el Gobierno español, que este año lo tendrá previsiblemente en funcionamiento tras gastar 4,3 millones de euros.

Martínez se reunió este martes con el comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa, Nils Muiznieks, y con el presidente de la Comisión para las Libertades Civiles, Justicia y Asuntos de Interior del Parlamento Europeo, Claude Moraes.

El número dos del Ministerio de Interior abordó con ellos, entre otros asuntos, el desbloqueo de la tramitación del expediente relativo al PNR en el Parlamento Europeo. Según afirmó Martínez, este fichero, en el que constarán numerosos datos sobre el viajero, “es compatible con los estándares normativos europeos de protección de datos y constituye una herramienta eficaz para prevenir y mejorar la lucha contra el terrorismo yihadista”.

El secretario de Estado también se entrevistó con el comisario de Migración, Asuntos de Interior y Ciudadanía, Dimitris Avramopolus, para abordar la necesidad de impulsar desde las instituciones europeas medidas eficaces para la lucha contra el terrorismo. También pidió la ayuda de la UE para controlar la fuerte presión migratoria que hay sobre Ceuta y Melilla.

Más información