Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Pablo Iglesias pide a la Eurocámara que acabe con el “secuestro de la democracia”

Martin Schulz logra la reelección al frente del Parlamento Europeo con el 67% de los votos

El líder de Podemos había pedido el voto de los diputados del sur para alzarse con la presidencia

El líder de Podemos y candidato de la Izquierda Unitaria a la presidencia del Parlamento Europeo, Pablo Iglesias, ha fracasado este martes en su intento de convertirse en la cabeza visible de la Eurocámara pero ha logrado concitar gran parte de la atención informativa en la primera jornada parlamentaria tras las elecciones. En su estreno en Estrasburgo, Iglesias ha pedido al Europarlamento que ponga fin al "secuestro" de la democracia y ha dirigido su ya habitual discurso contrario a las medidas de la troika y la austeridad imperante en Europa a los eurodiputados de los países del sur y del este en la Unión Europea (UE), a los que ha llamado a "comprometerse" con el bienestar de los ciudadanos a los que representan para "poder mirarles a la cara". El portavoz de Podemos se ha excedido en el tiempo pactado para las exposiciones de los candidatos –cinco minutos cada uno– y ha levantado los primeros murmullos de la legislatura.

En su alocución ante el resto de eurodiputados, Iglesias ha calificado la situación europea de "secuestro" de la democracia a manos de las élites financieras y ha exigido que los parlamentarios de la Europa meridional que se salten sus adscripciones partidistas para dar soporte a opciones que evitasen el "saqueo" del sur de la UE. "Los pueblos de Europa no son menores de edad ni colonias de los fondos de inversión", ha subrayado al tiempo que rendía homenaje a los valores antifascistas que han contribuido a la construcción europea.

El líder de la fuerza de izquierda ha echado mano de uno de sus tótems –el término "casta"– para criticar las puertas giratorias [que permiten el paso fluido de algunos representantes políticos hacia las empresas y viceversa] y la "escandalosa" facilidad con la que, según Iglesias, se mueven los lobbies [grupos de presión] en Estrasburgo y Bruselas. El representante de Podemos también ha cargado con dureza contra aquellos que ven el escaño comunitario como "un premio de consolación" o una "jubilación dorada". Un alto dirigente socialdemócrata europeo consultado por este diario califica su discurso de "utopía poco compatible con la realidad de la UE".

Horas después de la votación, que Iglesias ha perdido frente al candidato socialista Martin Schulz, el portavoz de la fuerza española de izquierdas ha criticado el acuerdo entre socialdemócratas (S&D), populares (EPP) y liberales (ALDE) que permite al alemán reeditar a la presidencia de la Eurocámara. "Este pacto entre los llamados socialistas y la derecha, que es el mismo que gobierna en Alemania y Grecia y por el que se cambió la Constitución española, es muy preocupante". A su juicio, las principales formaciones políticas se ponen de acuerdo en "cuestiones cruciales" que faltan a la dignidad de los ciudadanos.

En su comparecencia ante la prensa, el líder de Podemos ha ofrecido sus disculpas a todos aquellos que se hubiesen sentido "molestos" por haberse excedido en su intervención ante la Eurocámara. "En muchos Parlamentos nacionales, entre ellos el de España, se suelen dar unos segundos de cortesía".

Por otro lado, Iglesias ha tildado ayer de “repugnantes” las palabras de Esperanza Aguirre, que le ha acusado de “estar con el castrismo, con el chavismo y con ETA”, y ha afirmado sentir “vergüenza como español” al escuchar a una dirigente política expresarse en esos términos. “Es la señora de los contratos, la que ha entregado lo público y lo de todos los madrileños para que se forren sus amigos”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información