Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Infanta: “Yo me ocupaba de los niños y mi marido de la parte de los gastos”

La hija del Rey aseguró que no hablaba de "sus negocios" con Don Juan Carlos y Urdangarin

"Casi me ofende, señoría", le llegó a replicar al juez instructor durante su comparecencia

Cristina de Borbón sale de los juzgados de Palma tras la declaración. Ampliar foto
Cristina de Borbón sale de los juzgados de Palma tras la declaración.

En seis horas y media de interrogatorio como imputada por fraude fiscal y blanqueo de capitales no faltaron momentos de tensión. "Casi me ofende, señoría", le llegó a replicar la Infanta al juez José Castro cuando este le preguntó si podía haber sido utilizada como “escudo fiscal” ante el ministerio de Hacienda. Lo que sigue son extractos de su declaración, en la que utilizó más de 530 expresiones evasivas del tipo: “Lo desconozco”, “no lo sé”, “no lo recuerdo”.

Del Rey. “Tengo la intención de devolverle el préstamo”

Juez: ¿El Rey nunca le hizo un comentario sobre las actividades recomendables o no de su marido en el Instituto Nóos?

Infanta: No, nunca. [...] Nunca hemos hablado de nuestros temas de trabajo. [...]

J. ¿Hasta el presente cuánto ha devuelto del préstamo [1,2 millones de euros que le dio el Rey para la compra de su casa]?

I: 150.000. [...]

J: ¿El pago se está haciendo conforme a las previsiones de la escritura?

I: No, ahora no estamos en condiciones de devolver nada.

J: ¿El Rey no les habrá apremiado con interposición de acciones judiciales?

I: Es mi padre y se fía de mí.

De Nóos y Aizoon. "Confiaba en mi marido"

I: Yo no tenía ninguna intervención en Aizoon.

J: Si no tenía ninguna intervención, ¿por qué Aizoon?

I: Porque confiaba en él [Urdangarin], me lo sugirió y acepté.

J: ¿Fue usted quien presidió esa junta universal de las dos que constan que presidió?

I: No recuerdo haber presidido ninguna Junta.

J: Entonces, ¿esto cómo se hacía, llegaba su marido y le decía, ‘oye hemos acordado esto, firma aquí’, y usted firmaba?

I: Posiblemente fuera así. [...]

No tengo conocimiento de que Nóos tenga que ver con Aizoon

J: ¿Ha obtenido su marido un préstamo de Aizoon?

I: No lo sé.

J: Pero, ¿cómo que no lo sabe?

I: Me imagino, pero él es el que lleva toda la actividad financiera. No lo sé, no hablamos de estas cosas. [...]

J: Usted es vocal del Instituto Nóos y partícipe de Aizoon, y su marido es partícipe de Aizoon y presidente del Instituto Nóos, ¿esa correspondencia la ha tenido con otras sociedades?

I: Es que yo no tengo conocimiento de que Instituto Nóos tenga que ver con Aizoon. [...]

J: Dígame si Aizoon tiene fondos de inversión.

I: No lo sé.

J: Si mañana se disolviese y se liquidase Aizoon, ¿a usted le correspondería la mitad de sus activos?

I: Al estar al 50%, me imagino que algo sí, pero no tengo más conocimientos.

De su relación familiar. "Mi marido me llama Kit"

J: Mire este correo electrónico remitido por su marido a usted, porque familiarmente pone Kit.

I: Sí, ahora lo veo.

J: Lo ve ahora, ¿no lo vio en su momento?

I: No lo recuerdo, fue en el 2003, no lo recuerdo.

J: ¿Le llama su marido familiarmente Kit [seudónimo usado en varios correos incluidos en la investigación]?

I: Sí. [...]

En numerosas ocasiones he leído discursos que no he escrito

Jesús María Silva (abogado defensor): ¿Cómo era el reparto de tareas entre el matrimonio?

I: Yo me ocupaba de los niños, de sus actividades, de la escuela y de todo lo que tenía que ver con ellos, con médicos y demás. Mi marido se ocupaba de toda la parte de los gastos.

JMS: ¿Ha leído discursos que no ha escrito?

I: En numerosas ocasiones

JMS: ¿Ha obedecido indicaciones sin cuestionarlas?

I: Así es

Cargos a Aizoon. "No sé quién pagó el animador"

J: Aquí compra usted, o quien sea, cuatro libros de Harry Potter y uno de creatividad. ¿Para quién eran estos libros?

I: Me imagino que para nuestros hijos.

J: ¿Tiene sentido que se carguen a Aizoon?

I: No, pero puede ser también una equivocación. No sé, yo no hice la compra. [...]

J: Aquí tenemos una [factura] de M. N. O, que parece que era un animador infantil, de 20 de abril de organización de eventos. ¿Sabe qué puede obedecer?

I: Sí, coincide con el cumpleaños de uno de mis hijos.

J: ¿Y sabe usted esto, quién lo pagó?

I: No lo sé Señoría.

J: Pues lo pagó Aizoon. [...]

¿Recibió clases de merengue?

I: No lo recuerdo

J: Yo di clases de baile hace 30 años y todavía me acuerdo

J: ¿Recibió su marido clases de salsa?

I: Lo desconozco

J: ¿Pero si lo hubiera recibido lo sabría?

I:

J: Por la manera de moverse. [...]

J: Y le dijo [a Sánchez Cunalata, empleada doméstica] que si finalmente la contrataban, cobraría en negro. ¿Es cierto?

I: Siento decirle que no hemos pagado en negro a nadie, intentamos hacer las cosas bien.

J: Mire su contrato, auxiliar administrativa. [...] ¿La ha visto alguna vez en alguna labor que no fuera barrer o cuidar a los niños?

I: No, porque me marchaba por la mañana y volvía por la tarde.

Barbera, Camps y Matas. "Desconozco si mi marido se reunió con ellos en Zarzuela"

J: ¿Se reunió su marido con ellos [Camps y Barberá] en la Zarzuela?

I: Lo desconozco.

J: Pero su marido ¿no le comentó, 'hombre, pues me he encontrado en la Zarzuela a este señor'?

I: No me consta. [...]

J: ¿Ha coincidido usted con su marido y Matas en alguna conversación, sobre temas de sinergia del turismo y el deporte?

I: No.

Del matrimonio Torres-Tejeiro. "Les prestamos 400.000 euros"

J: ¿Qué relación personal ha mantenido el matrimonio Urdangarin-Borbón con el Torres-Tejeiro?

I: Una relación profesional de mi marido.

J: ¿No se han ido a cenar juntos, en casa de uno, en casa de otro?

I: Creo recordar que nos hemos visto. No sé, igual me equivoco, pero dos veces en cuatro años. Una comida y una cena, pero no más.

J: ¿Le prestaron ustedes 400.000 euros?

I: Sí.

J: Me imagino que habrá alguna confianza, ¿no? ¿Algo más que un verse alguna que otra vez para prestarle a alguien 400.000 euros?

I: Bueno, la confianza profesional de mi marido, a mí me lo propuso y me pareció bien. [...] Además, luego lo devolvió.

J: ¿De qué cuenta se sacó ese dinero?

I: No lo sé Señoría.

Sobre el proyecto Valencia Summit. "Sabía del proyecto pero en condición de esposa"

J: ¿Sugirió usted a su marido, que hablaría con el Rey para solicitar su apoyo, para que se invitara, al parecer a un amigo del Rey, Argacan, al Valencia Summit?

I: No, lo desconozco Señoría.

J: ¿Pero sabe si el Sr. Argacan llegó a asistir a los Valencia Summit, por sí o por algún representante?

I: No lo sé.

J: ¿No lo sabe?

I: No.

J: ¿Sugirió usted a su marido, le habló de la posibilidad, de que hablaría con el Rey para que le pidiera a un amigo suyo, el presidente de Louis Vuitton, que participase en el Valencia Summit?

I: No Señoría, yo no... [...]

Fiscal: ¿Sabrá que su marido y Diego Torres desarrollaron un proyecto que se llamaba Valencia Summit?

I: Sí.

F: ¿Supongo que se lo mentó, no? que iban a desarrollar este proyecto?

I: Comentó que tenía el proyecto del Valencia Summit, puesto que tenía que desplazarse a Valencia, pero lo sé como condición de esposa, pero no por lo que conlleva el proyecto.

Más información