Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rubalcaba: “Votar cada 15 días ‘Viva la Constitución’ no arregla Cataluña”

El líder del PSOE y el del PSC justifican su voto con UPyD y PP contra el proceso secesionista

El “grave problema” entre Cataluña y el resto de España no se arregla votando cada 15 días “no, no y no" al proceso soberanista ni dando “Vivas a las Constitución” cada dos semanas. Esta aseveración del secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, se ha producido después de que unieran sus votos al PP y a UPyD , en una propuesta de estos últimos con el rechazo “tajante y expreso” al plan soberanista de la Generalitat de Cataluña. Pero nunca más, ha dicho el líder del PSOE. A partir de ahora, cada iniciativa que un grupo presente sobre Cataluña, ya sea en el sentido de UPyD, o en el contrario, no será considerada por los socialistas si antes no ha sido sometida a debate, diálogo y afán de acuerdo. De no ser así, a cada propuesta unilateral de Cataluña en el Congreso y en el Senado, los socialistas presentarán la suya propia sobre una modificación de la Constitución para avanzar en un Estado federal.

Lo cierto es que tanto en el PSOE como en el PSC la iniciativa de UPyD causó malestar por cuanto que les hacía unirse con ellos y con el PP. “La gente sabe en Cataluña que no somos lo mismo que el PP y UPyD aunque hoy la fotografía sea esa”. Esta ha sido la respuesta de Albert Soler, coordinador de los diputados y senadores del PSC a la pregunta de si había calculado el efecto que tendría en Cataluña esta alineación con el partido de Rosa Díez y con los populares. Para evitar imagen de desunión o malestar Rubalcaba y Soler han comparecido juntos en el Congreso, y sus explicaciones han sido seguidas atentamente por Francesc Vallés, representante del PSC en la dirección del Grupo Socialista.

Sí le debía preocupar al líder socialista lo que hoy ha ocurrido porque anoche conversó largamente con el líder del PSC, Pere Navarro, sobre el voto de hoy y sobre el futuro. Esta misma mañana antes de la votación reunió a los diputados del PSC para tratar con ellos la situación que se podía crear. “Tenemos el mismo proyecto PSOE y PSC y entre nosotros no va a haber ninguna crisis”, ha asegurado el coordinador de los parlamentarios socialistas catalanes, Albert Soler.

Podría interpretarse que los socialistas están a disgusto con lo que han votado. Pero no, Rubalcaba y Soler han dicho que no. En primer lugar porque “rechazan el proceso soberanista” de Artur Mas, y con ello “el derecho a la autodeterminación” que en el fondo encierra. Y, además, porque UPyD y el PP han aceptado una enmienda del Grupo Socialista para modificar el punto segundo y último de esa moción. En el original se instaba al Gobierno de España a actuar jurídicamente contra la Generalitat. En el texto aprobado finalmente simplemente se señala que hay que respetar la legalidad. “Lo primero era una agresión a Cataluña”, ha dicho Rubalcaba.

Dentro de unas semanas ya está previsto un nuevo debate sobre Cataluña a instancias de CiU, ERC e ICV, en una iniciativa copiada de la aprobada por el Parlamento de Cataluña para que el Gobierno ceda a Cataluña la capacidad de convocar referendos, en función del artículo 150.2 de la Constitución. Tal cosa no la van a aprobar los socialistas pero para entonces ya regirá el anuncio de hoy de Rubalcaba de que quien proponga iniciativas sobre Cataluña debe hablar previamente con los socialistas.

La idea de Rubalcaba y de los socialistas sobre qué hacer sobre Cataluña la expondrá el líder del PSOE en el debate del estado de la nación de la próxima semana con la presentación de resoluciones en la que, entre otras, se pedirá la creación de una Subcomisión en la Comisión Constitucional del Congreso para en principio intentar “compartir el diagnóstico”. Dialogar, dialogar, dialogar, ha repetido Rubalcaba, porque la situación “es muy grave”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información