Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy ofrece a Artur Mas hablar de todo menos de la soberanía

El presidente defiende a la infanta y evita apoyar que sea apartada de la familia real

Mariano Rajoy no quiere romper su imagen de persona dialogante, y rechaza dar un portazo a Artur Mas o tomar medidas contundentes contra él, como le pide el ala derecha de su partido. Pero tampoco ve ningún margen de negociación con Mas. Este martes el presidente, desde Ankara, adonde ha acudido entre otras cosas para inaugurar una línea de metro realizada por la empresa catalana Comsa, aseguró que él está dispuesto a hablar de todo con el presidente de la Generalitat, pero de estas cosas, de cómo apoyar a las empresas catalanas en el exterior, de financiación, de asuntos económicos. Pero en ningún caso de la consulta.

“De lo único que no puede hablar el presidente español ni ninguno del mundo”, dijo ante la atenta mirada de Recep Tayyip Erdogan, su homólogo turco, “es de romper la soberanía nacional”. Rajoy también dejó caer que Mas no le ha pedido aún una reunión. Y de paso le lanzó una crítica de fondo. “Hablar es bueno, pero no tomar decisiones unilaterales y poner a alguien en una situación imposible. Juzguen ustedes si el procedimiento para dialogar es poner fecha y pregunta al referéndum y que nos enteremos todos al mismo tiempo”.

Rajoy también aprovechó una pregunta para defender a la infanta Cristina y evitó apoyar la posibilidad de que sea apartada de la familia real ante las peticiones que va a hacer la fiscalía de que asuma la mitad de la multa. “Desconozco si el fiscal va a hacer esas peticiones. Lo que digo es que la Infanta tiene, como cualquier ciudadano, según la Constitución, el derecho a la presunción de inocencia. Y no por ser la Infanta va a tener presunción de culpabilidad”.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >