Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

“En el nombre de Dios, ¡basta ya de desahuciar!”

Unos 15 sacerdotes de Cartagena encabezan una manifestación por la vivienda digna

La PAH y los 'yayoflautas' se suman a la reivindicación de los católicos

Protesta en Cartagena contra los desahucios. EFE

Los activistas de Cartagena (Murcia) conocen de sobra a Joaquín el cura, el sacerdote de la cárcel de Murcia, miembro de la Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) desde 2010 y cura "obrero y anticapitalista". Joaquín Sánchez es uno de los religisos más activos en una comunidad autónoma con un movimiento católico de base ya de por sí fuerte y la Hermandad Obrera de Acción Cristiana (HOAC) a la que pertenece ha liderado este martes una protesta contra los desahucios a la que se han sumado la PAH y los Yayoflautas.

Unas 200 personas –entre ellas, 15 sacerdotes y 10 religiosos– se han concentrado en la plaza Belluga y han recorrido la calle Platería, en el centro de la ciudad, donde han entregado a los directores de la mayoría de las sucursales bancarias un manifiesto en contra de las ejecuciones inmobiliarias titulada En el nombre de Dios, ¡basta ya de desahuciar y empobrecer a las familias! la persona es lo primero. "Los banqueros se han comprometido a trasladar el manifiesto a los presidentes de las entidades. Mientras tanto, la gente nos esperaba fuera vitoreando 'Sí se puede' y 'Creemos en la solución: los banqueros a prisión' mientras entregábamos la carta", relata Sánchez.

Los Yayoflautas aseguran que la colaboración entre las dos entidades no es habitual, pero que se han sumado a esta iniciativa porque les pareceía una propuesta razonada. "Hoy ha sido muy emotivo porque el manifiesto que han leído [antes de entregarlo a los bancos] nos ha calado a todos. He visto a una mujer y a su hija llorando. Me imagino que habían sido desahuciadas o están en proceso", cuenta Andrés, uno de los miembros de este grupo.

Joaquín Sánchez, el sacerdote miembro de la PAH. EFE

Los curas reprochan al obispado, que se ha desmarcado de la convocatoria, su silencio ante la "codicia y avaricia de los banqueros". "Hacemos una crítica a las instituciones religiosas al ver que si se pregunta al obispo sobre estos temas, sale con respuestas evasivas y dice que se trata de un problema técnico o que son decisiones complicadas. Hace mucho daño a la sociedad y a la Iglesia", reprocha Sánchez, que participa de manera habitual en ocupaciones de bancos –asegura que este lunes pasó 13 horas encerrado en una sucursal de Bankia junto con otro medio centenar de activistas–, ayuda en las negociaciones entre las familias afectadas y las entidades bancarias y acude a las viviendas con orden de ejecución para intentar frenar el desahucio.

Durante el acto, los asistentes han mantenido un minuto de silencio en honor a José Tornel, sacerdote de la parroquia de Santa Rosa de la Cima, histórico en los movimientos sociales de la región, que falleció este lunes de cáncer.

Más información